Nacional

Andrés Manuel regresa del norte y se cobija en el morenismo de Xochimilco y Milpa Alta

Aun cuando fuera alguien cercano a mí, aun si fuera un familiar, si es corrupto, va a ser castigado’

Andrés Manuel López Obrador, el candidato presidencial de la coalición Juntos Haremos Historia, se presentó este viernes, en plaza llena, en las explanadas delegacionales de Milpa Alta y Xochimilco.

Como parte de las campañas políticas de la coalición, López Obrador estuvo acompañado de Claudia Sheinbaum —candidata de la coalición para la Jefatura de la Ciudad de México—, Martí Bartrés y Citlalli Hernández, aspirantes a senadurías, y de las candidatas a diputación federal Flor Ivonne Hernández Miranda y Guadalupe Hernández Sotelo.

López Obrador fue bien recibido en estas tierras de fuerte presencia morenista (algo que contrasta con la difícil faena de los últimos días por atraer votos en el norte del país). Inició su discurso aludiendo a una época en la que, dijo, estuvo a punto de claudicar, mas las graves injusticias cometidas en el país lo levantaron: “Me molestaba que dijeran que era un vulgar obsesionado con ser presidente. No sólo es ganar la Presidencia, ni por la vanidad de decir ‘voy a ser presidente’, lo más importante es transformar el país”.

“México ha tenido tres transformaciones: La independencia, la Revolución y la Reforma. Nosotros vamos a llevar a cabo la cuarta transformación del país”, prosiguió.

El tres veces candidato dio las gracias por el recibimiento que le hicieron estas regiones de la Ciudad de México, que entremezclan ­lo urbano y la ruralidad mexicana, pueblos-ciudad a los que les prometió que no serán defraudados de llegar a ser presidente. Prometió “Ya no será el pueblo el que se apriete el cinturón, ahora será el Gobierno”.

Fue así que aseguró que las finanzas públicas se llevarán a cabo desde la austeridad, en la que se terminarán los sueldos “insultantes” de los altos funcionarios. Aseguró que desde “bajar los sueldos de los de arriba, aumentarán los sueldos de los de abajo”, refiriéndose en específico a los salarios bajos de los empleados de gobierno: “Las enfermeras, doctores, maestros, policías y militares, y los campesinos tendrán un aumento en el jornal”.

Obrador a cada promesa era ovacionado por la multitud, entre ellos por los trabajadores de los embarcaderos de Xochimilco, algunos, entusiastas al punto del llanto. Aplaudían cuando les prometían que la corrupción acabará: “Nuestro primer paso es terminar con el cáncer que está acabando con México, ése con el que las empresas nacionales y extranjeras se llevan los recursos de la nación. Terminaremos con la robadera de presupuesto con la que los altos funcionarios saquean el país” pregonó el exjefe de Gobierno.

Ahondando en el tema de la corrupción, el candidato presidencial aseguró que no tolerará esos actos en su gestión, ni siquiera tratándose de personas allegadas a él: “Aun cuando fuera alguien cercano a mí, aun si fuera un familiar, si es corrupto, va a ser castigado”.

Sobre su postura económica, Obrador aseguro que los productos que son consumidos en el país serán producidos por México, y que para ello impulsará a que todos los jóvenes mexicanos accedan a educación y fuentes de capacitación y empleo, para estar preparados para ello.

El turno de Claudia Sheinbaum se enlazó con la descripción que AMLO acababa de hacer de sí mismo y de su proyecto: “Andrés Manuel creó una fórmula, se llama austeridad republicana, con ella vamos a ahorrar 25 mil millones de pesos al año, ése es el tamaño actual de la corrupción, y vamos a empezar por ayudar a los damnificados de los sismos de septiembre, en Xochimilco, Tláhuac y en toda la ciudad.”

La doctora Sheinbaum aseguró que para infortunio de todos, el proceso de reconstrucción se ha visto frenado por intereses políticos: “En la Ciudad de México solamente le dan recursos a los que son de su partido”, acusó.

Por su parte, Citlalli Hernández Mora, ahora postulante a senadora, aseguró que “Morena va arriba, vamos a ganar el país. Tenemos el 48 por ciento, es ahora o nunca”, asegurando esto, pidió el apoyo a la ciudadanía: sufragar por todos los representantes de la coalición Juntos Haremos Historia, para que logren llevar a cabo todos los propósitos, sin que éstos sean severamente obstaculizados.

Imprimir