Las dictaduras no son la solución - Maria Elena Álvarez de Vicencio | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube Sábado 05 de Mayo, 2018
Las dictaduras no son la solución | La Crónica de Hoy

Las dictaduras no son la solución

Maria Elena Álvarez de Vicencio

El temor de que un gobierno dictatorial se pudiera instalar en nuestro país se ha hecho sentir en los últimos días. Las experiencias de algunos vecinos del sur y muy especialmente  Venezuela, nos alerta sobre lo que nos pudiera ocurrir.
Históricamente tenemos  registrada en México una prolongada dictadura ejercida por el General Porfirio Díaz, sin embargo, una parte significativa de la población estaba satisfecha de ese gobierno, pero más de la mitad de los habitantes que vivían en pobreza la padecieron al grado de levantarse en una cruenta revolución para expulsar al dictador hasta el Viejo Continente y allá terminó su vida en la capital más visitada del mundo.
Los restos de quien por más de tres décadas fuera presidente de México, reposan en París, en una  cripta neogótica,  adquirida a perpetuidad por doña Carmen Romero Rubio, su esposa. La tumba está ubicada en la Avenida del Oeste, en la 14 división del cementerio de Montparnasse, y es una de las más visitadas.
En 2015, centenario del  nacimiento de Porfirio Díaz, la Revista de la Universidad de México publicó un artículo de la autoría de Verónica González Laporte, quien para documentarse, realizó una visita el Cementerio de París. “EL GENERAL SÍ TIENE QUIEN LE ESCRIBA” fue el título  que le dio y su conclusión fue que muchos recuerdan al General con gratitud y menos con resentimiento.
Los familiares que sobreviven a don Porfirio han encargado que la tumba se conserve siempre en buen estado y que los numerosos mensajes que en ella dejan los visitantes sean recogidos y cuidadosamente guardados. La autora del artículo tuvo acceso a ellos y comenta: “Aunque hay mensajes negativos, la mayoría expresan admiración y agradecimiento”. El cuidador del cementerio le dijo. “Llevo 25 años trabajando aquí; debe haber sido una persona muy importante, vienen muchos visitantes, su tumba está muy floreada, aunque también hay otros que no lo quieren”. Un grupo de estadunidenses me preguntó : ¿Qué hace un expresidente de México enterrado en París, fue un desterrado? Algunos visitantes se sorprenden cuando ven la tumba, dicen: “Pues no que ya lo habían regresado a su país”.
La “dictadura” de Porfirio Díaz, para quienes la aprobaron, reconocen que logró mantener en paz y en orden al país, que lo llevó a la modernización y embelleció a la ciudad con hermosos palacios y avenidas. Por otra parte se olvidó de los campesinos y mantuvo en la miseria a más de la mitad de la población, que los posteriores gobiernos “Revolucionarios” tampoco han logrado liberar.
La simulación democrática instalada por siete décadas  por el partido oficial fue llamada “Dictadura de Partido”, aunque similar a las dictaduras no llegó a aplicar  las modalidades propias de ella, pero sí retrasó la implantación de la democracia. La transición ocurrida en el año 2000  permitió imaginar que  arribaríamos a una democracia  plena y que alcanzaríamos un dinamismo económico con equidad social.  En los dos gobiernos de la alternancia hubo avances, pero la “guerrilla parlamentaria” hizo imposibles diversas  reformas fiscales y energéticas y traicionó muchas expectativas de cambio.
Hoy ante la desigualdad en que vive casi la mitad de los mexicanos ha permitido que en el actual proceso electoral algunos mexicanos, impresionados con las promesas del candidato que se ofrece como redentor y que se gana su confianza con ofertas de salvación inmediata y gratuita, se corra el riesgo de que decidieran darle su voto y que al recibir solo algunas dádivas fueran convencidos de que para que las sigan recibiendo, tendrán que refrendarle el mandato. Es así como se crean y se mantienen las dictaduras. La presente campaña electoral debe lograr que esto no suceda en la próxima elección.


Doctora en Ciencias Políticas
melenavicencio@hotmail.com

 

 

Imprimir

Comentarios