Mundo

Protagonista del escándalo Irán-Contra es el nuevo presidente de la NRA

Oliver North, ahora, y en la era Reagan.

El excoronel de los Marines de Estados Unidos Oliver North, de 74 años, fue nombrado este fin de semana como nuevo presidente de la Asociación Nacional del Rifle de EU (NRA, por sus siglas en inglés).

“North es un guerrero legendario, un defensor de la libertad de América, un comunicador privilegiado y un líder dotado. No se me ocurre nadie más adecuado para ser nuestro presidente”, aseguró Wayne LaPierre, director ejecutivo de la controvertida NRA.

Bregado en tertulias desde los años noventas, en las que defendía, hasta ahora en Fox News, posturas de ultraderecha, North servirá de ariete contra la presión que sufre la NRA desde el tiroteo en Parkland, Florida.

Así lo dijo el hasta ahora presidente, el magnate de las armas Pete Brownell, quien dijo que “en estos momentos extraordinarios, un líder con este historial como comunicador y como firme defensor de la Segunda Enmienda es justo lo que necesita la NRA”.

PASADO OSCURO. Lo que la NRA intenta no recordar es el papel clave de North en el sonado escándalo de Irán-Contra, que estalló en 1986. La administración Reagan vendió a escondidas en 1986 misiles a Irán, contra las órdenes del Congreso, y usó el dinero para financiar la contrarrevolución nicaragüense.

North fue condenado en 1989 por destruir documentos oficiales que acreditaban estas ilegalidades, además de por aceptar prevendas y obstruir a la justicia, pero logró revertir la sentencia por errores de proceso, y consiguió inmunidad. Todo el espectáculo lo convirtió en una celebridad, facilitando su transición hacia los medios derechistas.

 

Imprimir