Ciudad

Libra AMLO bloqueo en la Bénito Juárez... con acarreados

La demarcación capitalina, que sólo ha tenido funcionarios panistas desde que iniciaron las eleciones locales, puso un cuatro al tabasqueño. El llamado a quienes expondrían en la Feria que, según la delegación, hacía inviable el mitin morenista, fue realizado incluso un día antes, por Whatsapp

A través de un mensaje de Whatsapp o Facebook fueron invitados artesanos que ocuparon, a medias, la explanada de la delegación Benito Juárez, un espacio que se le negó, mediante oficio, a Andrés Manuel López Obrador y a Claudia Sheinbaum,   que avisaron desde el 30 de abril que este día, 7 de mayo, pretendían realizar una concentración proselitista en la demarcación panista por excelencia.

Las invitaciones por ­Whatsapp, comentaron los expositores a Crónica, llegaron en algunos casos el domingo pasado.

En un comunicado, Morena expone el oficio en el que el el funcionario delegacional Armando Ramírez Solórzano informó a Andrés Manuel que la explanada sería ocupada el día 7 por la Feria del Negocio Casero, Artesanos y Gastronomía.

Al respecto, Iván Escalante, coordinador de Comunicación de la candidata Claudia Sheinbaum, aseguró que han identificado por lo menos cinco delegaciones en las cuales se ha impedido la realización de los eventos de campaña de Juntos haremos historia. Las delegaciones que fueron señaladas son: Venustiano Carranza, Iztacalco, Cuajimalpa, Gustavo A. Madero y Coyoacán. En las últimas dos, inclusive, argumenta que por cuestiones de riesgos “contra los militantes” han tenido que cancelar asambleas.

Feria exprÉs. La delegación panista emitió su oficio de negativa de la explanada el día 2 de mayo... pero las invitaciones a los expositores de la feria se realizaron con premura el pasado fin de semana.

Miriam, una artesana ecuatoriana, asegura como otros que fue apenas el día domingo 7 de mayo (un día antes del inicio de la Feria Artesanal), que fue invitada a llevar sus productos a la venta. No sólo ella fue invitada este fin de semana, Juan Guillermo Ramírez, productor de mole, se enteró e inscribió la semana pasada. La explanada ocupada por los vendedores tenía la mitad de los puestos vacíos, en las que apenas algunos curiosos se acercaron a preguntar por los productos.

A pesar de la negativa, la asamblea informativa sí se llevó a cabo detrás de las oficinas delegacionales de la Benito Juárez. Fadlala Akabani, exjefe delegacional de la Benito Juárez y actual aspirante a la Alcaldía de esta misma delegación, a voz alzada, acusó a la actual administración: “¡Aquí estamos aunque el PAN intentó evitar este evento!”

Akabani agregó sobre los panistas de la Benito Juárez: “Un grupo de jóvenes inexpertos asumieron el control delegacional, y llevaron a la Benito Juárez al primer lugar en robo a negocio, el segundo en robo a automóvil con o sin violencia y el tercer lugar en el robo de autopartes ¡Por eso los del PAN, se tienen que ir y ya se van!”

El exdelegado cerró su potente discurso asegurando que los ciudadanos de la Benito Juárez tenían el poder de aportar 120 mil votos a favor del candidato presidencial Andrés Manuel López Obrador.

Luego de la intervención de Fadlala, fue el aspirante a senador Martí Bartres, quien tomó el micrófono, sin dudar aseguró que la delegación y el país se encontraban ocupados por una “juniortecnocracia que convirtieron al gobierno en un negocio particular”.

Batres señaló a los gobiernos del PAN como autores de perjuicios contra miles de empresarios mexicanos de cara a beneficiar a grandes negocios que son sobre todo extranjeros, por lo que aseguró que es falso que contribuirán al surgimiento y crecimiento de la libertad de comercio.

Causando conmoción, la participación de López Obrador fue colmada de ánimo y aplausos al momento en que se le cedió la voz. Durante su discurso, el candidato presidencial de Macuspana Tabasco, aseguró que los autores y firmantes de la carta “Así no”, en la que se acusa al candidato de hacer señalamientos infundados sobre planes en contra de su candidatura, son un grupo de poder que no representa a todos los empresarios del país.

El candidato aseguró que detendrá todas las privatizaciones, además de que establecerá una agenda política propia que atienda primero las necesidades del país, antes que las necesidades exteriores, contrario a como acusa que se ha estado haciendo en temas como las reformas estructurales.

Morena responde con acarreo masivo

Morena, incluida Claudia Sheinbaum, utilizaron ayer acarreados para llenar las plazas donde realizaron sus mítines en Benito Juárez y Coyoacán.

Los morenistas pagaron 200 pesos y les prometieron tortas y refrescos a los asistentes a cambio de acudir a los eventos que organizó Morena en Santa Cruz Atoyac (Municipio Libre esquina con División del Norte) y Villa Coyoacán (Allende esquina con Hidalgo).

—Quiero que se me pongan bien abusados; si les preguntan acá en la Benito Juárez, son de la Benito Juárez… Vamos a apoyar a Andrés Manuel López Obrador—fue la instrucción que dio un hombre ayer al mediodía a decenas de personas que abordaron microbuses, aparentemente en Tláhuac, para asistir a los eventos de los candidatos morenistas en las delegaciones Benito Juárez y Coyoacán.

Y les insiste, como para que no se les olvide: “Después vamos a ir a Coyoacán; lo mismo, si les preguntan, y si no, no digan nada, somos de Coyoacán… Entonces, en Benito Juárez, somos de Benito Juárez; en Coyoacán, de Coyoacán compañeritos”.

En un video en poder de Crónica se observa cómo los ocupantes de la unidad, con propaganda de Claudia Sheinbaum y de Andrés Manuel López Obrador, le exigen el pago de 200 pesos por asistir a los eventos. Incluso le recuerdan: “Y las tortas a qué hora”.

Ante la displicencia que mostró el sujeto que les daba las instrucciones para ser un buen acarreado para pagarles por su asistencia, las personas que abordaron el microbús, niños, mujeres y hombres, comenzaron a gritar: “De una vez, de una vez, de una vez… (que les pagara)” y “ahorita, ahorita, ahorita…”, por lo que el sujeto, del cual no se observa el rostro sacó de su cangurera billetes y los comenzó a repartir, al mismo tiempo que decía “pero así quiero que griten”.

Crónica confirmó ayer que en el evento realizado a espaldas de la explanada de la delegación Benito Juárez arribaron decenas de microbuses, que se estacionaron sobre la avenida División del Norte en doble y triple fila; asimismo, dichas unidades, llenaron los carriles del Eje 7 y obligaron a las autoridades de vialidad a realizar cortes a la circulación y desviar el tránsito, pues no había cómo pasar por la zona.

De los microbuses bajaron cientos de personas de Tláhuac, Azcapotzalco, Cuauhtémoc, Iztapalapa y Tlalpan, lo reconocieron abiertamente, con banderas, gorras y playeras con el nombre de Andrés Manuel López Obrador estampado o su caricatura.

¿De qué colonia vienes?—se le preguntó a varios de los asistentes.

—De Benito Juárez.

Pero ¿de qué colonia?—se les insistió a más de diez.

—De Benito Juárez—era lo que respondían. 

Las personas que llegaron en dichas unidades de transporte público llegaron un par de horas antes del evento que encabezaron AMLO y Sheinbaum; cuando empezó éste, escucharon atentos el discurso y cuando ameritaba —los incitaban los del equipo morenista— aplaudían y coreaban el nombre de “Obrador, Obrador”.

Después de más de tres horas de estar parados, terminó su calvario y se dirigieron a los microbuses que los transportaron para encaminarse a sus casas, otros a la delegación Coyoacán, donde continuó la gira. 

ESTRATEGIA RECURRENTE. El acarreo, pago por el apoyo y pases de lista, que ocurrieron ayer en Benito Juárez y Coyoacán se realiza casi todos los días, en lo que va de la campaña, en el resto de las delegaciones, incluidas Azcapotzalco, Xochimilco, Tláhuac, Tlalpan y Cuauhtémoc, territorios gobernados por Morena. 

Crónica  siguió de cerca a las personas, en su mayoría adultos mayores y mujeres, que asisten a los eventos de Claudia Sheinbaum y Andrés Manuel y confirmó que son los mismos que aparecen sentados o aplaudiendo en diferentes delegaciones.

Al preguntarles dónde viven se limitan a responder que del territorio en donde se para la candidata o los candidatos morenistas. Sin embargo son los mismos que llegan a Iztapalapa, Contreras, Tlalpan, Iztacalco… los mismos rostros, ropa y microbuses.

Lo único que los hace diferentes es la forma de gritar y echar porras, puesto que no todos son de la misma delegación y apoyan a diferentes candidatos, como por ejemplo a Martí Batres, Carlos Candelaria o a Alfredo Hernández Raigosa, El Camarón.

Y es que dependiendo de los puntos a visitar, los comités vecinales de Morena se ponen de acuerdo para trasladarse de un punto a otro y llegar antes que la candidata, esto para que no haya huecos, como los que se registran en los lugares lejanos que visita Sheinbaum.

Hay algunos que toman el tiempo a Sheinbaum para que, antes de que termine su mensaje político, abandonen el sitio, se suban a sus vehículos o microbuses y salgan al segundo punto de la gira.

“Apúrate ya nos vamos al otro, si no, no llegamos antes que ella. ¿Traes las cartulinas y las lonas?”, se escucha que dicen las mujeres y los viejitos.

Hay quienes caminan hasta cinco calles para subirse a los vehículos y otros, quiénes encuentran lugar cerca del escenario, sólo se suben a los automóviles y se apresuran para irse.

Por ejemplo, durante un recorrido por Iztapalapa, un par de mujeres sentadas en una banqueta, platicaban sobre los últimos acontecimientos de sus días junto a la candidata. Justo cuando se quejaban por los acelerados traslados, un hombre llegó a interrumpirlas porque ya debían encaminarse al siguiente recorrido.

“Ya vámonos que ya se hace tarde”, les dijo el hombre mientras la mujer contestaba: “Comadre, no me voy, me llevan o mejor vente y seguimos platicando”.

Pero los morenistas no son los únicos, militantes del Partido Encuentro Social llevan a sus familias completas; los niños llevan globos y banderas, en tanto que los adultos pancartas y cartulinas.

“Ten cuidado con los globos y que no se te ponchen porque son los últimos que nos quedan y vámonos rápido para que no se nos pierda su equipo”, dicen los más grandes.

Cuando se trata de colonias de la delegación Cuauhtémoc o seguidores de la gente del sector de limpia, los hombres que se encargan de tocar la campana, también se trasladan de un lugar a otro para echar porras a Claudia Sheinbaum con el sonido de la basura.

De este sector, las familias aprovechan su comercio para vender sus productos a los asistentes en cada uno de los recorridos agendados.

SHEINBAUM LO NIEGA. Claudia Sheinbaum aseguró que el video que circula por redes sociales donde se presenta un supuesto acarreo de personas a los eventos que se realizaron en Benito Juárez y Coyoacán “es totalmente falso”.

Dijo que “es parte de la campaña que están haciendo, nunca hemos comprado el voto, estamos en contra del clientelismo”.

Aseguró que los demás partidos se encargarán de hacer cualquier cosa para denigrar la campaña. “Es totalmente falso, no hay acarreados en la campaña”, afirmó.

Imprimir