Morgan Freeman, en la mira por acoso sexual y conducta inapropiada | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube Jueves 24 de Mayo, 2018

Morgan Freeman, en la mira por acoso sexual y conducta inapropiada

Ocho mujeres denunciaron ante CNN que el actor las tocaba ◗ “Intentaba levantar mi falda”, dice una de ellas

Morgan Freeman, en la mira por acoso sexual y conducta inapropiada | La Crónica de Hoy

El actor Morgan Freeman, de 80 años, es una de las estrellas más respetadas y queridas de Hollywood. Su talento lo llevó a ganar el Premio Oscar al Mejor Actor de Reparto por su papel en Million Dollar Baby en 2004, y ha sido nominado en otras cuatro oportunidades. Sin embargo, ahora es uno de los señalados de acoso sexual en la industria del cine.

Ocho mujeres han denunciado en CNN que fueron abusadas sexualmente o víctimas de un comportamiento inapropiado por parte del actor. Otras ocho reconocieron haber sido testigos de su mal actuar. Una de ellas es la periodista Chloe Melas, coautora del artículo, quien inició una investigación sobre el actor cuando hace más de un año, en un viaje de prensa por la cobertura de la cinta Un golpe con estilo, fue testigo de la conducta del actor.

Según Melas, que estaba embarazada de seis meses en ese momento, Freeman, en una habitación llena de gente, incluidos sus compañeros de reparto Alan Arkin y Michael Caine, estrechó la mano de Melas, sin soltarla mientras la miraba de arriba abajo y decía más de una vez una variación de “Ojalá estuviera yo ahí”. Ella dice que él también le dijo: “Estás madura”.

El punto de partida de la periodista fue precisamente el equipo de trabajo de esa película, en el que encontraron el caso de una asistente de producción que sufrió el acoso del actor: “Ella afirma que Freeman la sometió a contactos no deseados y comentarios sobre su figura y vestimenta casi a diario. Freeman descansaba su mano sobre la parte baja de su espalda o la frotaba ahí”, dice el artículo de CNN.

Además, añade que el actor “siguió intentando levantar mi falda y preguntándome si llevaba ropa interior”. De acuerdo al testimonio el incidente se repitió hasta que “Alan (Arkin) hizo un comentario diciéndole que parara. Morgan se asustó y no supo qué decir”, citan a la víctima.

Ésta no es la única acusación en contra de Freeman. Otra mujer que trabajó con el artista en la cinta Los ilusionistas en 2012 dijo a la CNN que Freeman las acosaba sexualmente a ella y a su asistente y hacía comentarios de índole sexual: “Comentó sobre nuestros cuerpos… Sabíamos que si él venía… no debíamos usar ninguna blusa que mostrara nuestros pechos, no usar pantalones ajustados, es decir, no usar ropa que estuviera ajustada”, dijo.

Estas 16 personas coinciden en que el actor tenía este patrón de comportamiento en los sets de grabación de sus películas, mientras promocionaba dichos filmes e incluso en su productora, Revelations Entertainment, con un incidente presuntamente presenciado por Lori McCreary, cofundadora de la empresa con Freeman, y otro en el que ella fue el objeto de comentarios degradantes de Freeman en un entorno público.           

Cuatro personas que trabajaron en la producción de películas con Freeman durante los últimos diez años describieron comportamientos reiterados que hacían que las mujeres se sintieran incómodas en el trabajo. Dos, incluida la asistente de producción cuya falda supuestamente intentó levantar, dijeron que ­Freeman las manoseó sin su consentimiento.

Tres dijeron que hizo comentarios públicos sobre la ropa o el cuerpo de las mujeres. Pero ninguna denunció el comportamiento de Freeman, y la mayoría dijo que era porque temían perder su trabajo.

El representante del actor no quiso hacer comentarios mientras se realizaba la investigación, pero una vez publicada Freeman declaró: “Cualquiera que me conozca o haya trabajado conmigo sabe que no soy alguien que ofendería intencionalmente o haga que alguien se sienta incómodo. Me disculpo con cualquiera que se haya sentido incómodo o que le haya faltado el respeto. Esa nunca fue mi intención”.

Morgan Freeman se suma así a la lista creciente de autores acusados de abuso, acoso o agresión sexual durante los últimos meses. A raíz del caso Weinstein se han multiplicado las denuncias de mujeres que relatan episodios de acoso, abuso o agresión sexual por parte de hombres poderosos.

Imprimir