Mundo

Trump dice ahora que “sí es posible” la cumbre con Kim

Estamos hablando con ellos ahora mismo, incluso podría ser el 12 de junio (como se acordó)… A ellos les gustaría y a nosotros también”, dijo el mandatario

Como si se tratara de un Talk Show en el que quiere acaparar todos los reflectores y ser el único protagonista al tomar todas las decisiones, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, resucitó ayer la cumbre con su homólogo de Corea del Norte, Kim Jong-un, y que 24 horas antes había cancelado porque supuestamente el régimen de Pyongyang no había cumplido los acuerdos iniciales de desnuclearización.

En una breve declaración en los jardines de la Casa Blanca, el republicano señaló: “Veremos qué pasa; estamos hablando con ellos ahora mismo e incluso podría ser el 12 de junio acordado, en Singapur… A ellos les gustaría y a nosotros también”.

PROSPERIDAD. Trump también celebró el “productivo” comunicado de Corea del Norte en respuesta a su decisión de cancelar la cumbre y confió en que lleve a una “duradera prosperidad y paz”.

“Muy buenas noticias recibir el cálido y productivo comunicado de Norcorea. Pronto veremos a dónde lleva, esperemos que a una larga y duradera prosperidad y paz. ¡Sólo el tiempo (y el talento) lo dirá!”, tuiteó el mandatario republicano.

ANTECEDENTE. Trump decidió cancelar el jueves la cumbre en Singapur debido a los últimos comentarios “hostiles” de Norcorea contra su gobierno, que incluyeron un comunicado con insultos al vicepresidente Mike Pence y emplazaban a Washington a encontrarse con ellos o bien en la mesa de negociaciones o bien en una “confrontación nuclear”.

La Casa Blanca también denunció que Corea del Norte “dejó plantada” a una delegación estadunidense en una reunión preparatoria en Singapur, y no respondió a otros intentos de contacto.

PREPARADOS. Al respecto, la Casa Blanca aseguró que, en caso de que finalmente se celebre la cumbre entre Trump y Kim el próximo 12 de junio, Washington estará “preparado”, pero insistió en que el encuentro no se producirá por el mero hecho de llevar a cabo una “maniobra política”.

“El presidente aspira a un encuentro, no sólo a una maniobra política. El mandatario (Trump) quiere conseguir una solución duradera y real”, declaró la portavoz de la Casa Blanca, Sarah Huckabee Sanders, a periodistas congregados ayer frente a la residencia presidencial.

“Si se celebra el 12 de junio, estaremos preparados; si se celebra el 12 de julio, estaremos preparados”, sostuvo la portavoz, quien insistió en que al gobierno estadunidense le gustaría “celebrar el encuentro” y dijo que el ejecutivo está haciendo “todo lo necesario” para que así sea.

Imprimir