Loris Karius

El portero alemán Loris Karius del Liverpool, con dos muy graves errores fue el villano para los “Reds” en la final de la Champions League: El primero, al tratar de despejar con la mano, estrelló inocentemente el balón en el pie del francés Karin Benzema y solamente observó cómo la pelota entraba lentamente a su portería; y ya casi al final del juego, se le coló entre las manos un tiro de Gareth Bale, que significó el triunfo final del Real Madrid por 3-1.

 

Imprimir

Comentarios