* Tropezón de AMLO al opinar sobre TLCAN * Igualar salarios generará huida de capitales * Cada país tiene sus ventajas competitivas - Julio Brito A. | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube Domingo 27 de Mayo, 2018
* Tropezón de AMLO al opinar sobre TLCAN * Igualar salarios generará huida de capitales * Cada país tiene sus ventajas competitivas | La Crónica de Hoy

Tropezón de AMLO al opinar sobre TLCAN

Julio Brito A.

Durante el pasado debate presidencial que se llevó a cabo en Tijuana, Baja California el candidato de la coalición Juntos Haremos Historia, Andrés Manuel López Obrador dijo voz en cuello que estaría de acuerdo en que un técnico de la industria automotriz de México ganara lo mismo que uno de los Estados Unidos o Canadá, tal como lo propone el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump. La frase suena como trompetas imperiales; sin embargo, es la aseveración más antipatriota y contra México que he escuchado en los últimos tiempos, porque significa acabar con la generación de empleos e inversión de un plumazo.

Trump ha sido lo suficientemente claro para decir que el Tratado de Libre Comercio es una pesadilla para su país y como gobierno pretende echarlo para atrás; sin embargo, las profundas raíces en diversos sectores y poblaciones le ha impedido que Estados Unidos se salga del Tratado. Las propuestas de sus negociadores han sido una y otra vez rechazadas porque significa para México ir hacia atrás en el libre comercio.

La propuesta de a igual trabajo,  igual salario, no funciona en el caso de TLCAN, porque no son las mismas condiciones, ni la misma productividad. Es como si quisiéramos que investigación y tecnología automotriz dejaran Estados Unidos y se establecieran en  nuestro país. Lo atractivo de la inversión en automotriz es que México es muy competitivo en fuerza laboral. La manufactura de los vehículos baja hasta en 25 por ciento respecto a la de Estados Unidos, si eso desaparece prácticamente desaparece el TLCAN para nosotros y ninguna marca encontrará el incentivo para poner plantas en México.

AMLO y Trump están de acuerdo, pero eso significa perder las ventajas competitivas y acabar con el Tratado. Quizás no se dio cuenta de su respuesta, pero en el terreno de la economía se entiende claramente cuál es el aporte de cada uno de los tres países. Es más, las diferencias son las que permiten el éxito tan contundente del Tratado.

Sólo que Trump quiere defender el empleo de manufactura de sus compatriotas y con la respuesta de AMLO pues abona a que los empleos se vayan de México, tal y como lo quiere el mandatario estadunidense. Una renegociación con ese principio se firma mañana temprano, pero es la rendición por parte de nuestro lado.

Todavía muchos no entienden que Trump quiere ganar a fuerzas. Salir al mundo y decir que ellos ganaron y nosotros perdimos, especialmente en cuando se vislumbre el periodo electoral. El TLCAN, dice Trump está en estado vegetativo, gracias a su estrategia la inversión de plantas ensambladoras de autos se regresaron a Estados Unidos y las que están en México no van a crecer más.

La realidad es que el panorama para el TLCAN a favor de México, que se logró en el sexenio de Carlos Salinas camina sobre un escenario de trapecista y lo peor de todo es que la ignorancia es la que nos puede llevar a uno de los fracasos más sonados de la historia de México.

juliobrito@cronica.com.mx

juliobrito@visionautomotriz.com.mx

@abritoj

Imprimir

Comentarios