Deportes

En somnoliento partido, México y Gales empatan 0-0

En un partido digno del olvido, la selección mexicana de futbol empató sin goles ante su similar de Gales, en la cancha del estadio Rose Bowl de Pasadena, California.

Foto: EFE

En un partido digno del olvido, la selección mexicana de futbol empató sin goles ante su similar de Gales, en la cancha del estadio Rose Bowl de Pasadena, California.

El tricolor regresará este martes a la Ciudad de México, donde continuará con sus trabajos de preparación, de cara a su segundo compromiso amistoso del próximo sábado ante el combinado de Escocia.

Tal y como ha sido una costumbre en el proceso del colombiano Juan Carlos Osorio, la fortaleza mexicana recayó en los esfuerzos individuales de los jugadores, con disparos de media distancia con los que generaron escaso peligro sobre la meta del cuadro europeo.

En este duelo, poco vistoso y durante muchos momentos aburrido, México demostró estar muy lejos de ser un equipo competitivo, y de contar con un trabajo colectivo que le permita imponerse a los rivales, lo cual obliga a que con esfuerzos solitarios traten de generar peligro.

Muestra de ello fue que las pocas veces que inquietaron la meta de Gales, fue con tiros lejanos. El primero por medio de Jesús Manuel Corona, quien fuera del área prendió un zurdazo que Wayne Hennessey, con una espectacular estirada, mandó a tiro de esquina.

El segundo aviso fue una pared de Javier Hernández a Javier Aquino, quien sacó un remate potente, pero a la ubicación de guardameta, y la última del lapso inicial salió de los pies de Héctor Herrera y que nuevamente Hennessey tapó.

Para el inicio del complemento, Osorio le dio minutos a Jurgen Damm y a Carlos Salcedo, y contrario a lo que sucedió en el lapso inicial, el equipo vivió sus mejores momentos, muestra de ello fue un balón filtrado para Héctor Herrera, quien "mano a mano" con el portero sacó un disparo abajo que Hennessey tapó con el pie.

México fue incapaz de aprovechar sus mejores momentos para reflejarlo en el marcador y el resto del juego, ya con Oribe Peralta, Giovani Dos Santos y Marco Fabián de la Mora, fue de muchas ganas, pero sin argumentos para merecer algo más.

El arbitraje estuvo a cargo del estadounidense Armando Villarreal, quien tuvo una labor aceptable. Amonestó a Aaron Ramsey (66) por Gales; Erick Gutiérrez vio cartón preventivo por México.

Alineaciones:

México: Jesús Corona, Oswaldo Alanís (Carlos Salcedo, 46), Hugo Ayala, Jesús Gallardo, Edson Álvarez, Héctor Herrera (Jonathan Dos Santos, 59), Javier Aquino, Jesús Molina (Jurgen Damm, 46), Erick Gutiérrez (Marco Fabián de la Mora, 73), Jesús Manuel Corona (Giovani Dos Santos, 69) y Javier Hernández (Oribe Peralta, 59). DT: Juan Carlos Osorio (COL).

Gales: Wayne Hennessey, Chris Gunter, Ben Davies, Chris Mepham, Ashley Williams (Tom Lockyer, 20), Harry Wilson (George Thomas. 64), Andy King, Aaron Ramsey, Tom Lawrence (Mathew Smith, 80), Joe Ledle y Sam Vokes (David Brooks, 46). DT: Ryan Giggs.

havh

Imprimir