Por corrupción caen gobiernos… pero no en México - Rosa Gómez Tovar | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube Lunes 04 de Junio, 2018
Por corrupción caen gobiernos… pero no en México  | La Crónica de Hoy

Por corrupción caen gobiernos… pero no en México

Rosa Gómez Tovar

El viernes 1 de junio, después de aprobarse la moción de censura en contra del Presidente Mariano Rajoy en el Congreso de Diputados de España por el Partido Socialista Obrero Español (PSOE), ahora tiene un nuevo presidente del Gobierno, Pedro Sánchez de este último partido.

La moción de censura funciona en los sistemas parlamentarios y básicamente significa que el Congreso le retira el apoyo al presidente en turno y pide su sustitución, en el caso de España es la primera vez que ocurre y es resultado de la sentencia aprobada por la Audiencia Nacional -que es un tribunal español con jurisdicción e todo el país- del caso Gürtel, trama financiera y de corrupción que tuvo en el centro al Partido Popular (PP) de España y al que pertenecía el gobierno de Rajoy.

Al menos desde 1999, Francisco Correa (empresario español) en conjunto con miembros del PP tejieron una estructura sistemática para favorecer a las empresas de Correa y allegados, en contubernio con administraciones gubernamentales lideradas por gente del PP, de manera que inflando los precios de las contrataciones o asignándolas a sus empresas o terceros dañaron el erario, beneficiaron a sus familias y financiaron al partido a través de una contabilidad “B”.

Luis Bárcenas, tesorero del PP y que fue designado en dicho puesto por el expresidente Rajoy, era una pieza clave en la trama financiera pues él tenía el acercamiento desde el partido para arreglar las adjudicaciones, mientras que Correa hacía lo propio con los empresarios. Ambos se enriquecieron ilícitamente y por lo tanto el Tribunal español los condenó a ambos a 33 y 51 años de cárcel, respectivamente. El PP también deberá pagar una multa de más de 245,000 euros, pues se pudo comprobar que parte de este dinero llegó a campañas electorales del partido.

En México, sólo como un ejemplo, en enero de este año se destapó un esquema de financiamiento hacia campañas provenientes de Logística Estratégica ASISMEX, empresa que dispersó alrededor de 18 millones de pesos a representantes de casilla de partidos políticos en la elección de 2012. Hace unos días un reportaje del medio Animal Político vincula a los representantes legales de dicha empresa con otras personas jurídicas que estarían involucradas en el desvío de recursos públicos del estado de Veracruz. El INE concluyó investigación en el ámbito electoral; sin embargo, envió el expediente a la PGR y al SAT para que se realicen las investigaciones pertinentes, aun cuando a la fecha no se sabe nada sobre si hay avances.

A diferencia de lo que pasó en España, pues fue un tribunal penal el que resolvió el caso, en nuestro país se espera demasiado de la autoridad electoral, en el documento “Dinero bajo la mesa: Financiamiento y gasto ilegal de las campañas políticas” que se presentó  la semana pasada se trata de argumentar que el dinero irregular en las campañas es el mayor problema de la democracia electoral mexicana, cuando el INE cumple con su función (como en el caso ASISMEX), pero otras autoridades no actúan.

En el caso de España se sancionó al partido, pero lo realmente relevante es que la corrupción en las finanzas públicas -una vez que los miembros del partido tenían un cargo público- derivó en la pérdida de confianza al presidente en turno y ahora ya no está en el poder, además que los responsables de la trama están en la cárcel. Sin embargo, la sentencia no provino de una institución electoral sino de la Audiencia Nacional. Hay que detener la corrupción y para ello hace falta eliminar la impunidad más allá del ámbito electoral.

rosagomeztovar@outlook.com

 

Imprimir

Comentarios