Academia

Anuncian a los ganadores de los Premios Slim en Salud 2018

Los galardonados fueron la microbióloga hondureña María Elena Bottazzi y la organización peruana Liga contra el Cáncer. Hoy se lleva a cabo la premiación

Ricardo Mújica, director de la fundación Slim, Damary Milla y María Elena Bottazzi, durante el anuncio, realizado en un hotel de la capital. 

La científica hondureña María Elena Bottazzi y la organización Liga contra el Cáncer, de Perú, obtuvieron el Premio Fundación Carlos Slim en Salud, en su onceava edición, en las categorías Trayectoria en Investigación e Institución Excepcional, respectivamente.

Bottazzi es decana asociada de la Escuela Nacional de Medicina Tropical y profesora de Pediatría y Virología Molecular y Microbiología del Baylor College of Medicine en Houston, Texas. También dirige la Administración y los programas de Investigación de la Sección de Medicina Tropical Pediátrica y del Centro para el Desarrollo de Vacunas del Texas Children’s Hospital, donde es la subdirectora.

Su trabajo se ha concentrado en el campo de la microbiología, particularmente en el desarrollo de vacunas; y es firme luchadora en el combate contra las enfermedades desatendidas, que aún afectan a América Latina, como la leishmaniasis y el mal de Chagas.

Durante la presentación de los ganadores, Bottazzi refirió que las enfermedades desatendidas, así como padecimientos infecciosos y parasitarios, al igual que padecimientos como el cáncer requieren de un abordaje integral, principalmente en países latinoamericanos.

Señaló además que actualmente trabaja con investigadores del Centro de Investigación y de Estudios Avanzados (Cinvestav), de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) y de la Universidad Autónoma de Yucatán (UADY) para llevar a cabo diversos tratamientos y vacunas, entre ellos contra la leishmaniasis cutánea.

RED DE GANADORES. Por su parte, La Liga contra el Cáncer, de Perú, trabaja para prevenir el cáncer en este país desde hace 65 años, particularmente entre la población más pobre, obteniendo grandes logros gracias a sus estrategias de intervención que se encuentran divididas por tipo de cáncer.

La Liga ha alcanzado a más de 2 millones de personas en Perú, mediante programas como “Ponte Rosa”, que trabaja el cáncer de mama; “Yo cambio la historia” que busca reducir la incidencia del cáncer al cuello uterino a través de la vacunación contra el VPH y realizando exámenes de Papanicolau; y su programa educativo, mediante el cual agentes comunitarios y unidades móviles recorren las zonas más vulnerables del territorio peruano brindando atención especializada.

De manera particular, la Liga de Lucha contra el Cáncer, ha diseñado y puesto en marcha el Modelo de Intervención denominado “Cribado Poblacional”, el cual opera en todo el país buscando diagnosticar el cáncer, particularmente en familias con antecedentes de ese padecimiento. Estas acciones tienen como objetivo detectar el cáncer en una fase temprana para contribuir a su mitigación. Para ello, a través de unidades móviles, los 17 centros de detección con los que cuentan, así como con campañas masivas y talleres locales, llevan a cabo detecciones en todo el país.

“Somos la institución peruana más reconocida en nuestro país en la lucha contra el cáncer, pero los resultados que hemos obtenido no serían posibles sin la articulación con el Estado y sociedad civil”, dijo Damary Milla, gerente General de la Liga Contra el Cáncer. Añadió que esta alianza, que también incluye al sector privado, ha permitido la constancia de la institución para continuar el combate contra dicho padecimiento, lo cual puede ser más difícil en países en desarrollo donde se pueden hallar problemas similares.

Finalmente, María Elena Bottazzi hizo un llamado a los ganadores de las ediciones anteriores del Premio de la Fundación Carlos Slim —que suman 24— para generar un gremio que trabaje de forma conjunta en áreas afines y den a conocer constantemente los avances de sus investigaciones y trabajo a favor de la sociedad mediante la creación de una red.

Imprimir