Jesús Gilberto Rodríguez

El diputado federal del PRI por Nuevo León se tomó en serio la absurda propuesta de mochar manos a delincuentes (que El Bronco lanzó en un debate y replica en sus actos de campaña) y presentó una iniciativa para reformar el Artículo 22 de la Constitución —que prohíbe la pena de muerte y mutilaciones— . Y lo peor, fue más allá: plantea también la pena de muerte por ciertos delitos y basa su postura en encuestas realizadas quién sabe cuándo.

 

Imprimir

Comentarios