Mundo

El Aquarius navega hacia España escoltado por dos barcos italianos

Un grupo de migrantes, ayer, a bordo del Aquarius.

Tras 24 horas de incertidumbre y confusión, las ONG Médicos Sin Fronteras y SOS Mediterranée aceptaron finalmente que el Aquarius, que transporta a 629 migrantes, ponga rumbo al puerto de Valencia, España.

La decisión llegó cuando Italia autorizó que dos barcos suyos de la Marina y la Guardia Costera ayuden a la embarcación, ante el temor de las ONG y de los responsables del Aquarius a la falta de víveres y a las consecuencias del hacinamiento de los migrantes en un viaje de casi cuatro días.

Así, los dos barcos proveen víveres para estos días, y además ayudaron a las ONG repartiéndose los migrantes. Finalmente, en el Aquarius viajan 106 migrantes, contando 51 mujeres, 45 hombres y 10 niños (el barco ha priorizado llevar a las familias), mientras que el resto se dividieron entre los dos barcos italianos.

Ahora, se espera que los barcos lleguen a Valencia el sábado en la mañana, hora local.

La peripecia de los 629 migrantes empezó la madrugada del domingo, cuando las ONG los rescataron de varias lanchas que estaban a la deriva tras zarpar de Libia. Luego, el nuevo ministro del Interior italiano, el xenófobo Matteo Salvini, les negó el desembarco en Italia, a lo que el nuevo ejecutivo progresista español encabezado por Pedro Sánchez respondió ofreciendo acogerlos.

Imprimir