El PRD se va por la puerta de atrás - Juan Manuel Asai | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube Jueves 21 de Junio, 2018
El PRD se va por la puerta de atrás | La Crónica de Hoy

El PRD se va por la puerta de atrás

Juan Manuel Asai

Hay señales claras de que el PRD saldrá del Gobierno de la Ciudad de México por la puerta de atrás. La capital del país llega a mediados del 2018 como una metrópoli hostil, sucia, caótica, habitada por gente entre asustada, decepcionada y colérica. La calidad de vida en la ciudad se ha venido abajo.
Los habitantes no me dejarán mentir. Basura, baches, oscuridad, encharcamientos, movilidad patética. El Metro cruje y amaga con colapsar. Una ciudad de ligas menores. No me gusta decirlo, aquí me tocó vivir, pero se ajusta a la verdad. El PRD entrega malas cuentas. Ha perdido, si alguna vez la tuvo, la ilusión del servicio público, de hacer las cosas de manera diferente. Ya no es así. El desgaste de los trabajadores del gobierno capitalino es evidente, hacen su chamba mal y de malas.
Miguel Ángel Mancera, que fue hace muy poco el jefe de Gobierno más votado de la historia, escapó del Palacio del Ayuntamiento para ser la primera opción en la lista de plurinominales del PAN, sí escuchó usted bien, del PAN. Dejó en su lugar a un señor Amieva que a estas alturas debe estar muy arrepentido de haber aceptado el cargo. Perderá la elección y además tendrá que pasar por un proceso de entrega-recepción complejo y peligroso. Hay tantas zonas de penumbra en sus gastos…
Con todo esto, que ya es grave, el peor pecado de los gobiernos del PRD ha sido permitir, desde la complacencia o la franca complicidad, que la Ciudad de México se convirtiera en el paraíso del narcomenudeo, lo que nos conduce a lo más profundo de la barranca.
El narcomenudeo ha tomado el control de calles, callejones y avenidas en diversas zonas de la ciudad. Las narcotienditas se han multiplicado. Dejaron de ser clandestinas. Actúan con desfachatez. La única explicación a este cinismo es que no les preocupa la reacción de la policía, que está de su lado, no del lado de la ley. Hoy vemos algunos operativos, pero por años todo fue disimulo, dejarlos trabajar, pasar en la noche por la cuota. ¿Cuántos jefes de la Policía tienen un nivel de vida acorde con su salario nominal? Es una pregunta que se quedará sin respuesta.
¿Y después del PRD? A la capital le urge un cambio. La cuestión es que, a decir de las encuestas, Morena tiene asegurada una victoria y Morena es una escisión del PRD. Casi todos sus cuadros principales eran, hasta hace poco, perredistas, incluido López Obrador y Claudia Shienbaum, por lo que no queda claro si podemos esperar un cambio real, por ejemplo en el predominio del estado de derecho y el subsecuente combate a la corrupción. Más nos vale que sí.
Hay gente que tiene expectativas de que la doctora Shienbaum está calificada para hacer un buen gobierno, que es una académica de altos vuelos que comprende los complejos problemas que afectan a la capital y que, a partir del concepto de innovación, podrá plantear alternativas imaginativas, distintas. Tal vez sí, me gustaría tener su optimismo.
El paso de Claudia por la delegación Tlalpan no fue como para echar las campanas al vuelo ni mucho menos. Los habitantes de la demarcación tienen la última palabra. Su primera gran responsabilidad será recuperar márgenes de gobernabilidad, de seguridad, de paz, de que no haya tiroteos al mediodía en avenidas muy transitadas. Si gana tendrá que gobernar para todos, sin distingo de filiaciones partidistas, por lo que tendrá la obligación de revisar con lupa los antecedes de gente que la rodea.

.


jasaicamacho@yahoo.com
@soycamachojuan

Imprimir

Comentarios