Ningún gobernante tiene todas las soluciones - Miguel Ángel Rivera | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube Martes 03 de Julio, 2018
Ningún gobernante tiene todas las soluciones | La Crónica de Hoy

Ningún gobernante tiene todas las soluciones

Miguel Ángel Rivera

“Ningún gobernante por sí mismo tiene todas las ideas y todas las soluciones. Es responsabilidad nuestra seguir participando cívicamente, siempre con respeto de los derechos humanos y del auténtico bien común”.

El anterior párrafo fue tomado de un texto dado a conocer por la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM) con motivo del triunfo de Andrés Manuel López Obrador en las elecciones presidenciales.

Los jerarcas de la Iglesia Católica Mexicana, encabezados por el cardenal Francisco Robles Ortega y el obispo auxiliar de Monterrey Alfonso Miranda Guardiola, presidente y secretario de la CEM, recomendaron a los ciudadanos “colaborar de forma positiva con nuestras autoridades electas”, pero como se aprecia líneas arriba , también hicieron un llamado al virtual presidente electo, a quien sus críticos han reprochado siempre su inclinación a erigirse en juez infalible e inapelable.

“Gobierno y sociedad, trabajando juntos, podemos hacer grandes cosas”, dijeron los obispos católicos, al tiempo que reprobaron “los actos de violencia suscitados en algunas localidades del país, especialmente aquellos que atentaron en contra de la vida humana”.

“Sólo podremos crear mejores condiciones de desarrollo para todos si nos involucramos en primera persona en el mejoramiento de nuestros municipios, entidades federativas y de toda la República Mexicana”, sostiene el comunicado.

“La educación y el combate a la pobreza, la verdad y la libertad, el respeto a la diferencia y la búsqueda de consensos, son los caminos para vencer la desigualdad, el egoísmo y el abuso”, añade el referido comunicado de la CEM, el cual incluye un llamado:

“A los católicos, en especial, los exhortamos a redoblar su compromiso para que el testimonio de nuestra entrega y generosidad iluminen la vida social, con el evangelio de la vida, de la paz y de la solidaridad”.

La Cosecha

De nueva cuenta se hace notable la inconveniencia del enorme plazo entre las elecciones presidenciales y la fecha del cambio de gobierno. Cinco meses son un periodo demasiado grande para que inicie funciones el nuevo gobierno.

Esta difícil situación se empezará a apreciar hoy mismo, cuando se encuentren el primer mandatario saliente, Enrique Peña Nieto, con el virtual presidente electo, López Obrador, para empezar a platicar acerca del proceso de relevo.

Cuando el reemplazo se daba entre el mismo partido, los cambios en los altos niveles del gobierno se realizaban sin mayores contratiempos. Tampoco hubo mayores dificultades cuando el PRI cedió el paso al PAN, pues Ernesto Zedillo parecía aliviado de entregar a Vicente Fox.

Habrá que ver si Peña Nieto está dispuesto a ceder espacios de decisión y, sobre todo, si se logran acuerdos entre el presidente que termina y su hasta ayer rival político, que fundamentó su campaña en promesas de revertir gran parte de lo realizado durante el sexenio que está por terminar.

En este panorama, hay un tema fundamental en el que sí se podría llegar a acuerdos casi de inmediato: la negociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN). A los dos bandos les interesa mantener abiertos los canales para las mercancías nacionales. El ingreso de divisas es fundamental para impulsar el desarrollo del país.

Una prueba de la trascendencia del tema del TLCAN es que, en su primera conversación telefónica con el primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, que lo felicitó por su victoria, López Obrador trató centralmente ese acuerdo trilateral.

riverapaz@prodigy.net

riparacangel@hotmail.com

Imprimir

Comentarios