López Obrador: tumbos y pifias - José Fernández Santillán | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube Jueves 26 de Julio, 2018
López Obrador: tumbos y pifias | La Crónica de Hoy

López Obrador: tumbos y pifias

José Fernández Santillán

Algo le pasó a Andrés Manuel López Obrador y a sus colaboradores. Como equipo de campaña funcionaron de maravilla: obtuvieron el 53 por ciento de los votos emitidos para la Presidencia de la República. AMLO y el conjunto de personas que lo ayudaron trabajaron como una máquina bien aceitada.

No obstante, apenas triunfaron comenzaron a cometer error tras error. Por ejemplo, El Vaticano desmintió que el papa Francisco fuese a intervenir a través de una videoconferencia en las consultas para la pacificación de México, propuestas por el virtual Presidente electo. Eso lo aseguró el portavoz del Vaticano, Greg Burke.

Otro gazapo fue el anuncio de que el EZLN había aceptado iniciar el diálogo con el tabasqueño. Los zapatistas desmintieron esa versión: “El EZLN  no ha aceptado ningún primer diálogo con nadie. Como es sabido por quienes tienen el mínimo conocimiento sobre el EZLN y sus modos, un asunto así sería comunicado públicamente con antelación.” Y descalificó al padre Solalinde como mediador. AMLO y Solalinde hicieron el ridículo.

Valga otro ejemplo: contrario a su mensaje de “amor y paz”, López Obrador se metió en una disputa con el INE al acusar a los consejeros de fraguar una “vil venganza”. Se enojó porque le impusieron a Morena una multa por 197 millones de pesos. Calificó el proceder del INE como un “acto de mala fe” y “un golpe político”.  El 19 de julio El Peje tuiteó: “La multa impuesta por INE a Morena por 197 mdp es una vil venganza. No existe ningún acto inmoral con el fideicomiso a damnificados por el sismo. Nosotros no somos corruptos ni cometimos ilegalidad. Por el contrario, buscan enlodar una acción humanitaria. Acudiremos a tribunales.”

Lo cierto es que la autoridad electoral encontró diversas irregularidades en la operación del Fideicomiso Por los demás. Fue creado por Morena para apoyar a las personas afectadas por el sismo del 19 de septiembre. Entre esas irregularidades se encuentra la operación con recursos prohibidos y no dejar huella del destino final del dinero que ingresó: no se sabe a dónde fueron a parar 78 millones de pesos.

Marco Antonio Baños, consejero del INE, respondió que la multa impuesta a Morena es de carácter legal y no es una “revancha o venganza” contra ese partido. Agregó: “No hay ninguna relación de carácter personal en contra del candidato electo ni con alguno de los integrantes de la administración del fideicomiso.” Baños señaló que ellos hicieron una investigación amplia y la resolución obedece a la información que la Unidad de Fiscalización del INE recabó a través de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores. Este consejero terminó diciendo: “Veo una sobrerreacción del (virtual) Presidente electo.”

López Obrador se sigue comportando como candidato. No ha entendido que debe contener sus emociones: asumir el papel de futuro Presidente de la República. Evitar meterse en líos; debe guardar la compostura propia de un Jefe de Estado. Acaso esto sea pedirle peras al olmo en vista de su carácter irascible y pendenciero; pero es lo que le exige el nuevo rol que pronto asumirá. Eso también va para quienes han sido mencionados como posibles miembros de su gabinete. Incluso, para el partido Morena, que en pocos meses será el partido gobernante.

Esto lo digo porque Yeidckol Polevnsky, presidenta de Morena, asistió a la reunión del Foro de Sao Paulo, que tuvo lugar del 15 al 17 de julio en La Habana, Cuba. El punto es que la señora Polevnsky firmó la declaración final del XXIV encuentro de ese Foro. Esa declaración respalda a Daniel Ortega y culpa a Estados Unidos y a la derecha nicaragüense de los hechos sangrientos ocurridos en ese país centroamericano: “Rechazamos de forma enérgica la política intervencionista de los Estados Unidos en los asuntos internos de la Nicaragua sandinista, país en el que se está implementando la fórmula que viene siendo aplicada por el imperialismo norteamericano a los países que no responden a sus intereses hegemónicos, causando violencia, destrucción y muerte mediante la manipulación y la acción desestabilizadora de los grupos terroristas de la derecha golpista, que boicotean la búsqueda del diálogo, el cual constituye el mejor camino para superar la actual crisis y alcanzar la paz, lo que es indispensable para la continuación del proceso de transformaciones sociales impulsado por el FSLN desde el gobierno presidido por el Comandante Daniel Ortega.”

¡Vaya descaro!: ahora resulta que se califica como terroristas a las personas comunes y corrientes que se manifiestan en contra de la dictadura que se ha implantado en Nicaragua y piden libertad. Lo innegable es que las bandas paramilitares de Daniel Ortega y Rosario Murillo han provocado la muerte de 350 personas. Daniel Ortega ha llamado golpistas a los sacerdotes que él mismo convocó para mediar en el conflicto. Esta declaración de Sao Paulo califica como “transformaciones sociales” a la apropiación de la familia Ortega-Murillo de los bienes pertenecientes a la nación. Ese es el neo-somocismo que apoya Yeidckol Polevnsky.

¿Acaso AMLO piensa meter a México en el círculo de los países bolivarianos? Eso sería un error, sería gravísimo, inadmisible.

 

 


@jfsantillan
jfsantillan@itesm.mx

Imprimir

Comentarios