Desbordamiento del río Lerma deja 2,800 damnificados en San Mateo Atenco | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube Lunes 03 de Septiembre, 2018

Desbordamiento del río Lerma deja 2,800 damnificados en San Mateo Atenco

Autoridades del Estado de México logran cerrar la fisura en el borde para bajar el nivel del agua ◗ Hay 600 viviendas inundadas

  • cronica.com.mx
  • cronica.com.mx
  • cronica.com.mx

El gobierno del Estado de México confirmó que son 600 las viviendas afectadas por el desbordamiento del río Lerma en el municipio de San Mateo Atenco y señaló que se mantiene un operativo en el que participan elementos del Ejército, policía, cuerpos de auxilio, brigadas médicas y del DIF para auxiliar a los damnificados.

Se informó que son más de 500 servidores públicos quienes trabajan para atender a cerca de dos mil 800 damnificados, de los que 982 son niños. En tanto que la tarde del lunes se logró cerrar el flujo de agua que pasaba por la fisura del bordo del río Lerma y se espera que en las próximas 48 horas baje el nivel de inundación, con apoyo de las máquinas de bombeo.

La Secretaría de Salud mantiene vigilancia epidemiológica y ordenó implementar una campaña de vacunación y atención médica para los habitantes de la zona afectada.

Para recibir a los damnificados, quienes en su mayoría perdieron su patrimonio, se habilitaron seis albergues y se inició un operativo epidemiológico con 14 brigadas, que ofrecen consultas médicas y vacunas a los habitantes.

Por parte de la Conagua se trasladaron al lugar 15 equipos pesados y seis de bombeo, con los que se han retirado 21 mil metros cúbicos de agua y el ayuntamiento apoya con 14 equipos ligeros y pesados.

Se espera que una vez controlada la contingencia, se inicie el levantamiento de un censo para identificar a los damnificados y dar a conocer los apoyos que se les proporcionarán.

Hasta el momento, el DIFEM informó haber entregado dos mil 500 despensas, cinco mil botellas de agua, dos mil pares de botas; en tanto, más de 100 viviendas fueron abastecidas con costales de arena para contener el avance del agua.

Imprimir