Desbandada de legisladores - Rosa Gómez Tovar | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube Domingo 09 de Septiembre, 2018
Desbandada de legisladores | La Crónica de Hoy

Desbandada de legisladores

Rosa Gómez Tovar

Durante este proceso electoral vimos cómo gracias a la flexibilidad ideológica de los partidos pudieron sumar adeptos. Los que en otras ocasiones fueron opositores ahora se adhirieron en coaliciones, o algunos simplemente cambiaron de partido político. Puede que estas actitudes no fueran del todo congruentes con los principios de cada uno de sus partidos, pero al menos no trataron de engañar a nadie, los electores supimos quiénes saltaron de trinchera y pudimos decidir con nuestro voto.
En el caso de los órganos legislativos, además de los triunfos por mayoría relativa en cada distrito o entidad, los partidos que conservaron su registro tienen derecho a curules por el principio de representación proporcional según el porcentaje de votos obtenido.
De esta forma, la Cámara de Diputados se integra por los triunfos obtenidos en cada uno de los 300 distritos, mientras que los 200 lugares restantes se reparten entre los partidos en función de su proporción de votos. Durante la sesión del Consejo General del INE en la que se aprobó la asignación de plurinominales surgió una polémica, pues al Partido del Trabajo (PT) se le aplicó la cláusula de sobrerrepresentación. Esta regla, que está establecida en la Constitución, implica que ningún partido puede tener curules por ambos principios que representen 8 puntos porcentuales más que su porcentaje de votación. El PT alegaba que algunos de sus diputados, que ganaron por mayoría relativa, no eran militantes suyos sino de Morena, por lo que, si ésos no se consideraban, la cláusula ya no sería aplicable y les corresponderían más diputaciones. No obstante, al haber participado en una coalición, no pertenecer a un partido no es impedimento para ser postulado por éste.
Existía la posibilidad de que después de tomar posesión del cargo algunos diputados cambiaran de grupo parlamentario, siempre ha ocurrido, pero en números menores. Ahora, Morena de tener 191 escaños según la asignación del INE, una semana después tiene 254, lo que significa contar con la mayoría absoluta.
Para que esto pasara se cambió casi la mitad del grupo parlamentario del PT y el PES y un 25% del PVEM a Morena. Si esto hubiera sucedido antes de la repartición de diputaciones plurinominales, por este principio le habrían correspondido a Morena un número mucho menor, pues su límite de sobrerrepresentación era de 242 diputados. De esta forma, se le está dando vuelta a una regla establecida en la Constitución que busca pluralidad, pues lo que afirmó el PT era cierto y ahora Morena tendrá control de los órganos de deliberación en la Cámara sin que se pueda hacer algo al respecto. Podrían entenderse los cambios de afiliación entre aquellas candidaturas postuladas por una coalición, pues al menos había una plataforma política compartida y quienes votaron por éstas sabían que esos partidos integraban tal alianza, como es el caso del PES y el PT. Sin embargo, hay cambios poco justificables como los del PVEM, ya que fueron oponentes en estas elecciones, o los de diputaciones plurinominales, puesto que a ellos no los votaron directamente, sino que fueron postulados por un partido político a través de sus listas y en función de su peso político pudieron acceder al cargo, y ahora simplemente se pasaron a otro lado.
Le llaman negociación política este cambio de bando, cuando para el resto de la población se entiende como una simulación y falta de respeto a principios constitucionales. Se entiende que en la postulación de candid aturas se cedieron lugares y que hay intercambio de favores con sus nuevos aliados políticos. ¡Y pensar que esos legisladores están encargados de velar el respeto de la Constitución!

Imprimir

Comentarios