Divide a morenistas designar su candidato para elección en Puebla | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube

Divide a morenistas designar su candidato para elección en Puebla

La bancada de Morena en el Senado exigió a la dirigente nacional de ese partido, Yeidkol Polevnsky, abrir el proceso a todos los aspirantes y no sólo inclinarse por Miguel Barbosa.

Miguel Barbosa Huerta.

La candidatura para la elección por la gubernatura de Puebla generó una grieta al interior de Morena, pues su bancada en el Senado exigió a la dirigente nacional de ese partido, Yeidkol Polevnsky, abrir el proceso a todos los aspirantes y no sólo inclinarse por Miguel Barbosa.

A la vieja usanza del PRI, los senadores de Morena armaron la “cargada” en favor de Alejandro Armenta, y en abierta confrontación con su dirigente anunciaron que se realizará una encuesta para medir simpatías de los aspirantes morenistas a la gubernatura poblana.

“No podemos ocultarlo, no estamos en el viejo régimen donde era el dedo, donde era una sola persona o quien se portara de acuerdo a las condiciones favorables a una persona. Hoy, es el pueblo de Puebla quien debe decidir”, aseveró el vocero de la bancada, Salomón Jara Cruz.

Los senadores Salomón Jara y Cristóbal Arias, a nombre de 55 senadores de Morena, enviaron una carta a Polevnsky donde le exigen al Comité Ejecutivo Nacional de Morena que encabeza, respetar lo que marcan los estatutos y procedimientos para la elección de los candidatos a algún puesto de elección popular, por lo cual le demandaron abrir la encuesta y permitir a Armenta participar en la elección extraordinaria de Puebla.

Ambos senadores recordaron que el artículo 44 de los estatutos de Morena establece que la selección de candidatos a cargos de representación popular, puede ser resuelta por la Comisión Nacional de Elecciones y el Comité Ejecutivo Nacional de acuerdo a sus atribuciones.

Yeidckol Polevnsky ya ratificó a Miguel Barbosa como candidato a la gubernatura de Puebla y se negó a realizar una encuesta, decisión que ya causó molestia al interior del partido  en la entidad y ahora en la bancada del Senado, quienes consideran esa decisión impositiva y poco democrática.

Imprimir