Mundo


“Argentina está en virtual suspensión de pagos”: Alberto Fernández

El kirchnerista Alberto Fernández, favorito indiscutible a ganar las elecciones presidenciales del 27 de octubre, reacciona tras rebajar S&P la deuda a “default selectivo”

“Argentina está en virtual suspensión de pagos”: Alberto Fernández | La Crónica de Hoy

Los argentinos se asoman, una vez más, al abismo de la crisis financiera, que colapsó el país en 2001, tumbó al gobierno y causó un estallido social.

Un día después de que el presidente Mauricio Macri anunciara un aplazamiento parcial del pago de la deuda, sin nombrar en ningún momento la palabra maldita —default—, su adversario en las elecciones presidenciales de octubre sí se atrevió a hacerlo: Alberto Fernández.

El candidato de la izquierda peronista —cuya compañera de fórmula es la expresidenta Cristina Fernández, enemiga declarada de Macri— aseguró en entrevista a The Wall Street Journal que “Argentina está default”. Dicho de otra manera, que la tercera economía latinoamericana está en suspensión de pagos oculta por su próximo adversario electoral: el mandatario derechista Mauricio Macri.

“No hay quien quiera comprar deuda argentina, y no hay quien pueda pagarla”, declaró en la entrevista, llevada a cinco columnas en la portada del diario gurú de las finanzas.

Tras atacar el plan de emergencia de Macri del jueves, basado en un aplazamiento de pagos en la deuda pública, y acusar al FMI de ser “corresponsable” de la alarmante situación financiera del país, el candidato kirchnerista auguró: “Los mercados ya saben cómo va a acabar esto”.

Rebaja crediticia. Un día después de que el gobierno argentino anunciara medidas para alargar los plazos del pago de la deuda, ante su incapacidad para honrar las obligaciones de pago de los bonos a corto plazo, la agencia crediticia S&P rebajó la etiqueta para argentina de CCC/C (muy vulnerable con tendencia a empeorar) a SD (selective default) que indica el no cumplimiento de al menos un pago de la deuda y alerta sobre que un empeoramiento de las circunstancias económicas o financieras puede convertir la deuda en impagable.

La bofetada de la agencia al presidente Mauricio Macri fue doble. Horas después Fitch, otra de las tres grandes calificadoras, seguía el mismo camino que su competidora y dejaba la calificación de Argentina de CCC a RD (restrictive default).

La presión sobre el peso argentino se aceleró y ayer se cotizaba por encima de los 61 dólares mientras las reservas bajaban a 56 mil millones de dólares, tras verse obligado a inyectar más de 10 mil millones para evitar una evaluación salvaje del peso argentino.

 

Bancos tendrán que pedir permiso para sacar dólares del país

El fantasma del Corralito durante la crisis de 2001, cuando el gobierno prohibió a los argentinos sacar sus ahorros del banco, recorrió ayer la plaza financiera de Buenos Aires, luego de que el Banco Central decretase que las entidades financieras tendrán que pedirle permiso para girar al exterior los dólares que generen en el país. “En momentos de mayor incertidumbre, buscamos que la liquidez del sistema sea mayor para evitar cualquier tipo de falta de dinero”, sostuvo el Banco Central.

La situación que afrontará quien ocupe la Casa Rosada desde el 10 de diciembre y por cuatro años “no será fácil” pues el próximo presidente se encontrará con la herencia no resuelta del déficit fiscal dejado por el gobierno de Cristina Fernández —ahora candidata a vicepresidenta con Alberto Fernández— y la herencia del endeudamiento generada por Macri “para intentar tapar el déficit”.

Comentarios:

Destacado:

+ -