Opinión


Auditoría Superior de la Federación: en vacunas, sigue la mata dando…

Auditoría Superior de la Federación:  en vacunas, sigue la mata dando… | La Crónica de Hoy

DIP. JESÚS CARLOS VIDAL PENICHE, 

PRESIDENTE, COMISIÓN DE 

PRESUPUESTO Y CUENTA PÚBLICA,

CÁMARA DE DIPUTADOS

+La incompetencia es tanto más dañina

cuanto más poder tiene el incompetente

     Paul Samuelson

No discuto si la cancelación del nuevo aeropuerto internacional de la CDMX costó 160 mil millones de pesos o el doble. Lo que resulte, es dinero tirado a la basura por un capricho presidencial que los mexicanos pagaremos en las próximas décadas.

Prefiero referirme a oootro grave desorden de la 4ª Transformación, igual de indignante, que son las fallas en la vacunación de los niños y me dirijo a usted porque el secretario de Salud, Jorge Alcocer, es como un fantasma. 

Déjeme compartirle algunas de las muchas perlas encontradas por la Auditoría Superior de la Federación en su revisión de la Cuenta Pública 2019 del Sector Salud:

México era ejemplo en América Latina por la Campaña Nacional de Vacunación que realiza cada año; con o sin corrupción, había eficiencia operativa y los infantes quedaban protegidos. 

Pero resulta que el Centro Nacional para la Salud de la Infancia y la Adolescencia (CENSIA), responsable de la vacunación en el país,  es poco menos que un desastre. Señala la ASF que “no coordinó las acciones de vacunación con las instituciones del Sistema Nacional de Saluda fin de prevenir, controlar, eliminar y erradicar las enfermedades evitables por vacunación.” 

Nótese, enfermedades evitables. 

El manejo de la vacunas fue negligente, pues “la red de frío no garantizó que se conservaran dentro de rangos de temperatura normados”, dada la deficiencia de los vehículos con carrocería refrigerada y de las cámaras de frio. ¿Por qué? Quién sabe.

La auditoría de desempeño es lacerante; por ejemplo, con el programa de capacitación solo se cubrió al ¡cuatro por ciento! del personal operativo de las comisiones estatales de vacunación. ¿Por qué? Quién sabe.  

Al realizar las compras de vacunas, el CENSIA “no acreditó que se hubiera realizado con base en su programación y que garantizara la disponibilidad oportuna, suficiente y de calidad de las vacunas”. ¿Por qué? Quién sabe.  

En números redondos y para no hacerlo bolas, diputado Vidal Peniche, el CENSIA indicó la necesidad de 64.1 millones de dosis de diversas vacunas, pero solo aplicó 62.1 millones. ¿Por qué? Quién sabe. ¿Quiénes faltaron? Quién sabe. 

A nivel de compromiso con la OMS, el CENSIA afirmó que mantendría el 90 por ciento de la cobertura en el esquema completo para bebés y niños de un año, pero solo cubrió 80.5 por ciento. ¡Nueve y medio puntos abajo!

No se llevaron a cabo licitaciones. ¿Por qué? Quién sabe.  

El presupuesto ejercido por el CENSIA fue de tres mil 900 millones de pesos, gastados hasta el último centavo, solo que casi la mitad de los contratos revisados por la ASF “no se vinculan con el Programa de Vacunación” y hay contratos que solo existen virtualmente.  ¿Por qué? Quién sabe. 

Resultado de todo este desm… es que “los casos de enfermedades prevenibles por vacunación” se incrementaron en 1.3 por ciento en 2019 y hubo mil 466 muertes que pudieron ser evitadas. 

Dice el presidente que ahora ya no hay corrupción. Con todo respeto, esto no es así porque su campaña nacional contra esos males sociales aún no se ha desarrollado lo suficiente para acabar con ellos.., si es que algún siglo de éstos llegara a suceder.

 Mientras tanto, ¿qué justificación del tipo que sea, habría para explicar tanta ineficiencia, tanta ineptitud? No encuentro ninguna, máxime que se trata de la salud de los menores. 

¡Ah, caray, para terminar completo olvidaba que los niños no votan..! 

Internet: Lmendivil2010@gmail.com 

Facebook: Leopoldo Mendívil

Twitter: @Lmendivil2015

Blog: leopoldomendivil.com 

 

 

 

Comentarios:

Notas Relacionadas:

Destacado:


LO MÁS LEÍDO

+ -