Opinión


Balas sobre Cuernavaca

Balas sobre Cuernavaca | La Crónica de Hoy

Balas sobre Cuernavaca

Las imágenes de la balacera registrada ayer en la mañana en el centro de Cuernavaca se vieron de costa a costa y de frontera a frontera.

También se vieron, con mucho cuidado, en Palacio Nacional, en la sede nacional de Morena y en el Congreso.

La lectura en estos ámbitos es que el gobernador Cuauhtémoc Blanco ya es un lastre para el partido  y para el gobierno federal. Acaso no fue tan buena idea arropar al ex futbolista con las siglas del partido  y con la imagen de AMLO. La situación en la entidad se deteriora al grado de que alguien puede comenzar un tiroteo en el lugar más concurrido de Cuernavaca a plena luz del día.

Morena, por voz de la senadora  Lucía Meza, exigió a Blanco, que fue candidato de Morena, frenar la ola de violencia.  Es así como el partido toma distancia del mandatario estatal que puede quedar aislado.

 

El atajo

El diputado morenista Azael Santiago Chepi, forjado en la CNTE, tiene el encargo de fichar para el partido en el poder a uno de los grupos de vendedores ambulantes más poderosos de la ciudad, el de Alejandra Barrios.

¿Cómo lo conseguirá?

En San Lázaro dicen que eligió un camino largo pero seguro. Le está otorgando pleno respaldo a Diana Sánchez Barrios para organizar en el Congreso un ambicioso taller sobre los derechos de la comunidad trans. Diana, dirigente  del movimiento, es hija de Alejandra Barrios, eterna líder de los ambulantes que conforman una fuerza política importante en la capital del país y que por años fue aliada del PRI que en la capital del país  no cuenta.

En esta coyuntura, dicen, los diputados morenistas cortejan a los transexuales como un atajo para llegar a los ambulantes.

 

Problemas con el periodo

A todos en Baja California les pareció buena idea que los candidatos ganadores del próximo proceso electoral estuvieran en sus cargos solo dos años.

La idea era emparejar el calendario electoral estatal con el federal que tendrá elecciones en el 2021.

Pero como es de sabios cambiar de opinión, pues cambiaron. A menos de un mes de la elección, con los candidatos haciendo campaña, el tribunal electoral resolvió regresar al modelo antiguo y que el gobernador se quede un sexenio.

Los mal pensados, que suelen acertar en sus interpretaciones, dicen que el cambio se debió a que el candidato de Morena, Jaime Bonilla, tiene una cómoda ventaja y que el partido hegemónico en la entidad ya no será el PAN, sino el Movimiento de Regeneración Nacional.

 

Todavía no

Esto no se acaba hasta que se acaba.

El beisbolero que despacha en Palacio Nacional seguro recordó a lo largo del día de ayer la frase del inmortal Yogui Berra, que le queda perfecta al debate sobre la Reforma Educativa.

El día comenzó con buenos augurios por el tránsito rápido en comisiones de San Lázaro, pero se atoró en el pleno. Pasaron minutos y después de horas de jaloneos y lo agendado se descarriló. La reforma llegará hasta hoy al Senado.

El senador Ricardo Monreal aprovechó el tiempo para asegurar, dicen, la mayoría calificada. En todas las bancadas hay cierta disposición menos en la del PAN que de plano pintó su raya.

No crea nadie que los apremios de la reforma concluyen con su aprobación constitucional. En pocos días arranca la discusión sobre los detalles, que es donde suele guarecerse el diablo y de paso los activistas de la CNTE.

 

pepegrillocronica@gmail.com

Comentarios:

Destacado:

LO MÁS LEÍDO

+ -