Opinión


Berrinche y plantón (¿remember Reforma?)

Berrinche y plantón (¿remember Reforma?) | La Crónica de Hoy

Berrinche y plantón (¿remember Reforma?)

Pues los cercanísimos de Martí Batres dicen que ya se decidió y que el senador, derrotado en su intento por reelegirse en la presidencia del Senado, tiene una sorpresa para el sábado.

El berrinche de Batres es tal que al menos quiere abollarle el triunfo a Monreal y quemarle su zacatecano hígado antes de la instalación de Sesión Constitutiva de la LXIII Legislatura. ¿Y cómo? ¡Ah, pues como dictan los misterios fundacionales de la 4T: con un plantón sorpresa!

Batres citó a sus seguidores antes del inicio formal de la sesión para un acto de protesta que debería durar unos minutos, sin alterar el orden legislativo. Pero ya estando allí, les pedirá quedarse en plantón hasta que Monreal se disculpe o al menos acepte que su proceder no fue el más pulcro.  ¡Ah, que el buen Martí!

 

La audiencia y la carta

El gobernador de Tamaulipas, Francisco García Cabeza de Vaca, quiere una audiencia personal con el presidente López Obrador.

No es raro que un gobernador solicite un encuentro. Lo inusual es que no pidió la cita a través del secretario particular, sino por medio de una carta pública dirigida al mandatario federal en la que expresa sus motivos.

Sostuvo que asumió la responsabilidad de combatir a la delincuencia organizada sin culpar a los gobiernos anteriores ni a otras esferas de gobierno. La policía estatal es la que hace, hasta ahora, toda la chamba,

Lamenta que ante una situación inestable, Tamaulipas haya sido ubicado en el lugar 22 en la asignación de elementos de la Guardia Nacional.

Para el gobernador, Tamaulipas requiere atención prioritaria de la Federación que no ha recibido.

Por eso quiere una audiencia con el Presidente. Que se sepa, la carta todavía no tiene respuesta.

 

Los solitarios de San Lázaro

Pasan días, semanas y meses pero ninguna fracción partidista ha juntado valor para abrirle las puertas a un grupo de diputados que renunciaron al PRD.

Se trata de un cuarteto que podría llamarse Los solitarios de San Lázaro que responden a los apellidos de Gallardo, Serrano, Toledo y Villafuerte.

Dos de ellos, Mauricio Toledo y Héctor Serrano, ligados al intento de agandallarse el dinero de la reconstrucción, fueron vetados personalmente por la jefa de Gobierno de la CDMX, Claudia Sheinbaum. “No deberían ingresar a Morena”, sentenció.

Desde entonces andan en el limbo. El PT podría ser su destino, ahora que se quiere crecer su bancada, pero este partido no termina de decidirse.

 

Están advertidos

El presidente López Obrador hizo una advertencia a sus compañeros de partido, acaso aprovechando el ejemplo de que el Partido de la Revolución Democrática, en sus estertores, puede terminar siendo Futuro 21.

Dijo: “Si Morena se echa a perder no sólo renunciaría a él, sino que pediría que le cambiaran de nombre, pues no se debe manchar ese nombre que nos ayudó a llevar a cabo la Cuarta Transformación”.

Es pronto para irle buscando otro nombre al partido. No obstante, hay señales claras de que el partido puede malograrse y su creador dejarlo al garete.

 

 

Comentarios:

Destacado:

LO MÁS LEÍDO

+ -