Opinión


Clara Brugada

Durante su administración como delegada perredista no logró evitar que en Iztapalapa se usaran armas en los festejos del Carnaval. Ahora, como alcaldesa morenista, contribuyó, con su displicencia y mala estrategia, a que el problema de uso de armas se agravara, puesto que en estas “tradiciones” ya no sólo hay heridos sino hasta muertos. Lo peor: la servidora pública financia a algunas de estas comparsas que suelen salir a la calle a echar plomo por gusto.

Clara Brugada | La Crónica de Hoy

 Durante su administración como delegada perredista no logró evitar que en Iztapalapa se usaran armas en los festejos del Carnaval. Ahora, como alcaldesa morenista, contribuyó, con su displicencia y mala estrategia, a que el problema de uso de armas se agravara, puesto que en estas “tradiciones” ya no sólo hay heridos sino hasta muertos. Lo peor: la servidora pública financia a algunas de estas comparsas  que suelen salir a la calle a echar plomo por gusto.

Comentarios:

Destacado:

COLUMNAS ANTERIORES

LO MÁS LEÍDO

+ -