Opinión


Donald Trump

El presidente de EU muestra, una vez más, su condición de gánster. No se salva ni siquiera su más fiel admirador, el presidente ultraderechista de Brasil, Jair Bolsonaro, que ayer fue castigado por su “amigo” en la Casa Blanca con nuevos aranceles al acero y al aluminio brasileño. También salió abofeteado otro aliado sudamericano, el presidente Mauricio Macri, que hereda un nuevo problema a su sucesor, Alberto Fernández, quien jura el cargo dentro de una semana. La excusa de Trump es puramente electoral. Para ganarse el favor de los agricultores estadunidenses, Trump castiga a Brasil y Argentina por competencia desleal al devaluar sus respectivas monedas, cuando en realidad los gobiernos de Brasilia y Buenos Aires se vieron forzados a hacerlo para evitar un empeoramiento de sus economías, castigadas a su vez por los inversores ante la ola de protesta social en la región. El nivel de crueldad del presidente de EU alcanza niveles nunca antes vistos.

Donald Trump | La Crónica de Hoy

El presidente de EU muestra, una vez más, su condición de gánster. No se salva ni siquiera su más fiel admirador, el presidente ultraderechista de Brasil, Jair Bolsonaro, que ayer fue castigado por su “amigo” en la Casa Blanca con nuevos aranceles al acero y al aluminio brasileño. También salió abofeteado otro aliado sudamericano, el presidente Mauricio Macri, que hereda un nuevo problema a su sucesor, Alberto Fernández, quien jura el cargo dentro de una semana. La excusa de Trump es puramente electoral. Para ganarse el favor de los agricultores estadunidenses, Trump castiga a Brasil y Argentina por competencia desleal al devaluar sus respectivas monedas, cuando en realidad los gobiernos de Brasilia y Buenos Aires se vieron forzados a hacerlo para evitar un empeoramiento de sus economías, castigadas a su vez por los inversores ante la ola de protesta social en la región. El nivel de crueldad del presidente de EU alcanza niveles nunca antes vistos.

Comentarios:

Destacado:

COLUMNAS ANTERIORES

LO MÁS LEÍDO

+ -