Nacional


Glucosa en sangre de diabéticos, su control evita amputaciones

Urge brindar mayor información a pacientes diabéticos sobre el cuidado que deben tener con los pies, para evitar infecciones mal atendidas que deriven en el corte de los miembros inferiores, revela estudio

Glucosa en sangre de diabéticos, su control evita amputaciones | La Crónica de Hoy

El adecuado control de la glucosa permitirá al paciente diabético prevenir complicaciones.

Un adecuado control de la glucosa en sangre en los pacientes diabéticos, les puede permitir evitar complicaciones como son la pérdida de una extremidad por el llamado pie diabético.

Ante la alta prevalencia de personas diabéticas en nuestro país, México comparte los resultados de un estudio realizado entre pacientes diabéticos y el cuidado que deben destinar a los pies para evitar infecciones mal atendidas que los lleven a la amputación de los miembros inferiores.

El doctor Rubén Oswaldo Silva Tinoco, director de la clínica especializada en el manejo de la Diabetes, de la Ciudad de México, en entrevista destacó que un estudio realizado entre 730 pacientes diabéticos permitió identificar la necesidad de brindar mayor información a este grupo de personas, respecto del cuidado que deben tener con los pies.

Entrevistado en el marco de 55 Reunión Anual de la Asociación Europea para el Estudio de la Diabetes, evento —al cual asistió la farmaceútuca Novo Nordisk, con presencia en nuestro país—, el doctor Silva advirtió que un paciente diabético con sus niveles de glucosa en sangre descontrolados y quien ya ha sufrido la amputación de un pie, por una úlcera complicada, tiene un mayor riesgo, hasta en un 60 por ciento, de volver a sufrir otra amputación en los siguientes cinco años.

Ello debido a que el pie sano comienza a tener mayor presión, debido a que soporta mayor carga del cuerpo y ello significa mayor riesgo de tener complicaciones.

De ahí, abundó, que sea de suma importancia que el paciente diabético sepa cuidar su cuerpo y de manera particular sus pies y si detecta una úlcera debe acudir de inmediato al médico, porque una lesión aguda en la planta del pie requerirá tratamiento antibiótico, especializado y no sólo remedios o cuidados caseros; y que el paciente deje de tener un roce con el zapato.

“Si la lesión está en la planta del pie, lo más probable es que se le indique que deje de pisar y quizá algún aspecto tópicos de rápida cicatrización”.

Refirió que el estudio entre 730 pacientes, de los cuales el 65 por ciento fueron mujeres, arrojó que al paciente diabético debe tener mayor información respecto al cuidado de sus pies, ya que muchos de ellos, antes de iniciar el curso de cuidados —el cual duró cinco meses—, admitieron que se revisaban los pies una vez a la semana, cuando deben hacerlo diario, y tener cuidado desde el secado de cada uno de los dedos de los pies y entre éstos después de bañarse.

Asimismo, recordó que debido a las alteraciones en la sensibilidad, se debe cuidar la aparición de cualquier pequeña lesión y acudir al médico de inmediato, para evitar una úlcera, que pierda la integridad de la piel y presentar una infección, que se haga más grande “y entonces existe un gran riesgo de que esta persona acabe con una amputación”.

El doctor Silva consideró que la percepción es que cada vez hay más personas con complicaciones avanzadas de la diabetes, no sólo amputaciones, sino complicaciones renales crónicas, insuficiencia renal, problemas del corazón, infartos, de ahí la necesidad que la gente aprenda a cuidarse a sí misma.

Refirió que tener elevados los niveles de glucosa echa a andar una serie de mecanismos en los vasos sanguíneos del organismo, tanto del corazón, cabeza, circulación de las piernas, como en los pequeños, como en ojos y riñones, y al irse dañando estos vasos por glucosa alta, el resultado final es una muy mala circulación en todos estos órganos que reciben sangre, y comienza a haber mala circulación a los órganos, “todo gira en torno a que hay una mala circulación de la sangre por glucosa alta”.

Ante ello, se están tratando de reforzar estás buenas prácticas del autocuidado, que se están implementando constantemente en todos los centros de salud, no sólo en la clínica ubicada en la alcaldía de Iztapalapa, sino en los casi 300 centros de salud de la Secretaría de Salud que hay en la Ciudad de México.

 

 Riesgos

Un paciente diabético con sus niveles de glucosa en sangre descontrolados y quien ya ha sufrido la amputación de un pie, por una úlcera complicada, tiene un mayor riesgo, hasta en un 60 por ciento, de volver a sufrir otra amputación en los siguientes cinco años, advierte el doctor Rubén Oswaldo Silva Tinoco, director de la clínica especializada en el manejo de la Diabetes, de la Ciudad de México.

 

Autocuidado

Es de suma importancia que el paciente diabético sepa cuidar su cuerpo y de manera particular sus pies y si detecta una úlcera debe acudir de inmediato al médico, porque una lesión aguda en la planta del pie requerirá tratamiento antibiótico, especializado y no sólo remedios o cuidados caseros, y que el paciente deje de tener un roce con el zapato.

Comentarios:

Destacado:

LO MÁS LEÍDO

+ -