Metrópoli


Hallan toma clandestina de gasolina en mercado de la GAM; detienen a cuatro

Los huachicoleros utilizaron un local de uniformes escolares para esconder el ducto y almacenar el combustible robado. Encontraron 800 litros de hidrocarburo y 40 bridones que serían llenados.

Hallan toma clandestina de gasolina en mercado de la GAM; detienen a cuatro | La Crónica de Hoy

La toma clandestina fue resguardada para que el personal de Pemex, de la Secretaría de la Defensa Nacional y de Protección Civil de la GAM atendiera la toma, a fin de evitar un accidente.

En un local de uniformes escolares, en el mercado El Coyol, en la alcaldía de Gustavo A. Madero, descubrieron una toma clandestina de gasolina y 16 garrafones de 50 litros llenos de combustible.

En el sitio, ubicado en las calles de Oriente 157 y Manuel Buenrostro, encontraron también 40 bidones que se utilizarían para la ordeña del combustible.

La policía capitalina capturó a cuatro personas; dos de ellas justo cuando sacaban del mercado garrafones con combustible, las otra se encontraban custodiando el lugar.

Se trata, según las autoridades capitalinas, de una toma menor en dimensión a la que se encontró en Azcapotzalco la semana pasada; sin embargo, según vecinos del mercado aseguraron a Crónica que era fuerte el olor a combustible en los alrededores del mercado.

De acuerdo con el reporte policiaco, alrededor de las 04:30 horas de ayer fueron vistos dos hombres saliendo del mercado y cargando cada uno un garrafón de 50 litros de capacidad con gasolina.

Luego, cuando los uniformados procedieron a una inspección preventiva descubrieron que el contenido de los garrafones era combustible, del cual no pudieron explicar su procedencia.

Ante ello, los dos hombres declararon que en el interior del mercado, en un local sin número, se encontraban dos hombres más y otros contenedores con hidrocarburo.

Al ingresar los uniformados encontraron a dos sujetos más extrayendo la gasolina de una toma clandestina; uno de ellos portaba un arma de fuego tipo ­Beretta, color negro, con la leyenda Made in Taiwan.

Cabe mencionar que para encubrir el robo de combustible los delincuentes usaron como fachada un local de venta de uniformes escolares.

Además, según sus primeras declaraciones, pensaban instalar ahí un lugar de venta de ­pizzas con el mismo fin.

Los hombres de 27, 20, 18 y 21 años de edad quedaron bajo arresto y fueron puestos a disposición del Ministerio Público Federal,  donde se definirá su situación legal.

La toma clandestina fue resguardada para que el personal  de Petróleos Mexicanos, la Secretaría de la Defensa Nacional y Protección Civil de Gustavo A. Madero, atendieran la toma a fin de evitar un accidente.

Claudia Sheinbaum, jefa de Gobierno de la Ciudad de México, informó que la toma clandestina es más pequeña que la hallada a fines de enero pasado en Azcapotzalco.

Reconoció el trabajo de los policías de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC), miembros del Sector Pradera, quienes detuvieron a los huachicoleros.

Señaló que será el Consejo Ciudadano quien determine quiénes obtengan los premios de Policía del Mes o Policía del Año, que tiene una bolsa de medio millón de pesos.

SIN RIESGOS. La toma clandestina se halló a la altura de la avenida Gran Canal y Manuel Buenrostro, cerca de la Unidad Habitacional y de la Preparatoria Número 3.

Desde muy temprano fue resguardada por elementos de la policía capitalina y personal de Petróleos Mexicanos (Pemex).

Miriam Urzúa, titular de protección civil de la Ciudad de México, y el subsecretario de Gobierno de la Ciudad de México, Arturo Medina, supervisaron la zona e informaron a los vecinos y locatarios que no hay ningún riesgo.

En tanto que. en la conferencia matutina desde el Salón Tesorería de Palacio Nacional, el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, no pudo confirmar el hallazgo de la toma clandestina.

“Sí, siguen habiendo tomas clandestinas, ya vamos a presentarles el informe, quedamos que el 21 que se cumplen dos meses de que iniciamos la estrategia y vamos muy bien se ha estado avanzando”, respondió.

Fue a través del monitoreo de las cámaras del Centro de Comando, Control, Cómputo, Comunicaciones y Contacto Ciudadano de la Ciudad de México (C5) que se percataron de la presencia de cuatro personas con garrafones.

Comentarios:

Destacado:

LO MÁS LEÍDO

+ -