Opinión


La Esquina

El ataque en Guanajuato abre un nuevo capítulo para la administración federal amlista. Los huachicoleros pasaron del asesinato circunstancial en una toma clandestina en Hidalgo, al ataque indiscriminado en Salamanca. La fuerza de la Ley debe imponérseles y, ante este panorama, las autoridades federales y estatales merecen recibir el apoyo de todos los sectores sociales y todas las fuerzas políticas.

La Esquina | La Crónica de Hoy

El ataque en Guanajuato abre un nuevo capítulo para la administración federal amlista. Los huachicoleros pasaron del asesinato circunstancial en una toma clandestina en Hidalgo, al ataque indiscriminado en Salamanca. La fuerza de la Ley debe imponérseles y, ante este panorama, las autoridades federales y estatales merecen recibir el apoyo de todos los sectores sociales y todas las fuerzas políticas.

Comentarios:

Destacado:

COLUMNAS ANTERIORES

LO MÁS LEÍDO

+ -