Opinión


La Esquina

La afirmación de que se liberó a un peligroso delincuente para proteger a la población tiene un problema lógico: no se trata de asuntos excluyentes. Tarea del Estado es hacer ambas cosas. Mejor hubiera sido, honestamente, aceptar desde el principio que el operativo estaba mal planeado, y que eso contribuyó a poner en riesgo a los ciudadanos. Ya no se debe fallar.

La Esquina | La Crónica de Hoy

La afirmación de que se liberó a un peligroso delincuente para proteger a la población tiene un problema lógico: no se trata de asuntos excluyentes. Tarea del Estado es hacer ambas cosas. Mejor hubiera sido, honestamente, aceptar desde el principio que el operativo estaba mal planeado, y que eso contribuyó a poner en riesgo a los ciudadanos. Ya no se debe fallar.

Comentarios:

Destacado:

LO MÁS LEÍDO

+ -