Opinión


La Esquina

El segundo periodo de Enrique Graue en la rectoría de la UNAM inicia con buenos signos. Por un lado, reitera su clara convicción en defensa de la universidad pública, laica, comprometida socialmente e indeclinablemente autónoma. Por el otro, promete avanzar en temas como la equidad de género y el rechazo a la violencia. Finalmente, el presidente López Obrador condenó enérgicamente a los vándalos que atentan contra la Universidad.

La Esquina | La Crónica de Hoy

El segundo periodo de Enrique Graue en la rectoría de la UNAM inicia con buenos signos. Por un lado, reitera su clara convicción en defensa de la universidad pública, laica, comprometida socialmente e indeclinablemente autónoma. Por el otro, promete avanzar en temas como la equidad de género y el rechazo a la violencia. Finalmente, el presidente López Obrador condenó enérgicamente a los vándalos que atentan contra la Universidad. 

Comentarios:

Destacado:

COLUMNAS ANTERIORES

LO MÁS LEÍDO

+ -