Opinión


¿La opinión de López Obrador o la del Presidente de México?

¿La opinión de López Obrador o la del Presidente de México? | La Crónica de Hoy

PRESIDENTE LÓPEZ OBRADOR:

 

+Sobre lo que no se conoce siempre se tiene mejor opinión

Gottfried Leibniz

 

Fue usted, ayer, tajante en su declaración de que no modificará su gobierno el criterio sobre la reducción de sueldos; y acentuó que ese es su criterio personal.

Al respecto, me permito reproducir el artículo 87 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, que dice:

“El Presidente, al tomar posesión de su cargo, prestará ante el Congreso de la Unión o ante la Comisión Permanente, en los recesos de aquél, la siguiente protesta: ‘Protesto guardar y hacer guardar la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y las leyes que de ella emanen; y desempeñar leal y patrióticamente el cargo de Presidente de la República que el pueblo me ha conferido, mirando en todo por el bien y prosperidad de la Unión; y si así no lo hiciere que la Nación me lo demande.”

El año pasado, 2018, el sueldo mensual simple del Presidente de la República, sin los agregados, compensaciones y demás beneficios aún existentes —pero que usted no acepta—, fue de 259 mil 627 pesos, pero antes de tomar posesión, usted declaró que no los aceptaría y que su percepción mensual no rebasaría la cantidad de 108 mil 200 pesos, restándose 151 mil 627 pesos y centavos que nadie, dentro de la  administración pública federal, podrá rebasar.

Que haya trascendido, ninguno de los funcionarios federales de la administración pública federal declaró abierta y públicamente su decisión de adoptar letra por letra su decisión de recortarles sus ingresos legalmente vigentes, pero nadie, tampoco, procedió a rechazar su instrucción a la Secretaría de Hacienda para que procediera a realizar los ajustes presupuestales correspondientes y sólo hace escasos días aparecieron por ahí los anuncios de unos cuantos procederes legales para inconformarse por el recorte. Ya veremos hasta dónde llega la reacción de los afectados que saquen a relucir un hecho incuestionable, Presidente:

Digamos que, de buena fe, usted realizó una acción que si se hubiese sustentado en un solo elemento legal que la respaldara y le diera viabilidad procedimental, ya estaría usted  apuntado para figurar entre los grandes benefactores de la Patria y todos los demás le debiéramos estar reconocidos por su decisión impregnada de justicia social ciento por ciento pura..., pero ocurre, Presidente, que hasta las altísimas remuneraciones de los ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, alguien, con una intención que, abiertamente le digo, considero mucho más que dudosa, logró incluir en el artículo 94 de la propia Constitución General el párrafo que a la letra ordena:

“La remuneración que perciban por sus servicios los ministros de la Suprema Corte, los magistrados de Circuito, los jueces de Distrito y los consejeros de la Judicatura Federal, así como los magistrados electorales, no podrá ser disminuida durante su encargo.”

En consecuencia, estamos enfrentados en ésta como en varias más de las acciones que ya usted ha puesto en marcha, a preguntarnos cuál es la opinión que en un régimen de gobierno es la que debe prevalecer, si la del Presidente de la República o la de la persona que detenta ese cargo, que como decía la Banca Ixe, son iguales pero no son lo mismo

Existen numerosos y diversos elementos legales, Presidente, para inconformarse y, seguramente, para ganarle los pleitos que comienzan a aparecer. Pero existe una realidad triste, lamentable y vergonzosa que padece un amplio contingente de la Nación mexicana, consistente en una mezcla de escaso valor con enorme desidia, más un poderoso conformismo y una viscosa nata de servilismo que les conduce a  agachar la cerviz ante los poderosos, de manera que, es una pena, tiene usted una fuerte posibilidad de ganar esta situación sin, casi siquiera, alguna oposición importante.

No sabe usted cuánto quisiera estar equivocado por eso que acabo de escribir. Pido a Dios que en este aspecto no me apoye…

 

Gmail.com: Lmendivil2010@gmail.com

Facebook: Leopoldo Mendívil

Twitter: @Lmendivil2015

Blog: leopoldomendivil.com

Comentarios:

Destacado:

COLUMNAS ANTERIORES

LO MÁS LEÍDO

+ -