Metrópoli


Lalo tiene 10 años, construye y programa pequeños robots, en los Pilares CDMX

En los Puntos de Innovación, Libertad, Arte, Educación y Saberes (Pilares) los capitalinos pueden aprender robótica, cocina, informática, manufactura textil, box, teatro, música, baile…

Lalo tiene 10 años, construye y programa pequeños robots, en los Pilares CDMX | La Crónica de Hoy

Eduardo Méndez, de 10 años de edad, ya construye y programa pequeñas máquinas en el Pilares de Ciudad Universitaria, donde Carlos, estudiante de Ingeniería en electricidad, le ayuda para que siga trabajando con esta clase de equipos, pese su corta edad.

“Este niño es una bala, lo que yo aprendí hasta la universidad, él ya lo está aplicando a sus 10 años, es un genio y le gusta, que es lo importante”,  dice Carlos.

El menor de edad, incluso en sus vacaciones, prefiere estar aprendiendo sobre robótica y crear sus propios juguetes como un brazo mecánico y una linterna que con tan sólo chasquear los dedos o aplaudir se enciende automáticamente.

“Me gustaría estudiar una ingeniería en la UNAM, la verdad es que me gusta demasiado estar aquí porque hago juegos y aprendo lo que de grande me van a enseñar”, dijo Eduardo.

Además de Lalo, su madre también toma cursos en este Pilares que ha beneficiado a cientos de personas en toda la Ciudad de México, donde muchos adultos que no terminaron la prepa o la secundaria pueden hacerlo en uno de estos sitios sin ningún costo, además de tomar talleres de todo tipo como cocina, informática, manufactura textil, box, teatro, música, baile entre otros.

Además de ayudar a niños como Eduardo a aprender cosas tan complejas como la robótica, ayuda a otros a autoemplearse, tal es el caso de María Isabel Trejo, una joven de 27 años que se dedica a tejer suéteres, bufandas y gorros y con eso ayuda en los gastos de su hogar, pero con la entrada del programa de Pilares ella está tomando clases de robótica donde ha construido juguetes como una muñeca o un carro eléctrico que ha vendido e incluso ya le hacen pedidos.

“Me inscribí para ver que podía aprender y no me imaginé que terminaría construyendo juguetes eléctricos e incluso que los podría vender, ahorita ya me hicieron el pedido de una muñeca y ya estoy aprendiendo como construir un carrito eléctrico, lo complicado es aprender a programar pero aquí me han enseñado bien”, explicó la chica.

Otra de las ventajas que tiene este programa es que puedes tomar más de un curso a la vez.

Además quienes dan los talleres tienen un pago que hace el Gobierno central, no sólo eso, a quienes siguen estudiando y apoyan dando cursos en el Pilares también se les otorga una constancia con valor curricular, tal es el caso de Giro y Carlos quienes dan los talleres de Robótica a Ana y Lalo.

“Me da una satisfacción muy grande ver a mucha gente que se anima a tomar los talleres, en especial por Lalo quien en verdad me sorprende su talento para poder programar y construir máquinas a su corta edad, o de Ana que sin tener una idea de los programas ya está hasta vendiendo sus creaciones”, explicó Giro, mentor de Ana.

La apuesta del Gobierno de la Ciudad de México con estos espacios de artes, deportes y de enseñanza “a los cuales se les destinó un presupuesto de mil millones de pesos para 2019” es que los capitalinos que viven en las zonas con menos desarrollo social y con altos índices de violencia tengan acceso a diversos derechos.

Durante los primeros meses de operación de los Pilares, al menos 15 personas han concluido sus estudios de secundaria en las ciberescuelas instaladas en estos centros, donde también se pueden realizar estudios certificados de primaria y bachillerato.

Estos centros están siendo instalados en colonias, barrios y pueblos de menores índices de desarrollo social, con más población de jóvenes con estudios truncos, de mayor densidad de población y con altos índices de violencia.

El programa cuenta con un presupuesto de 2 mil millones de pesos que se ejercerán durante 2019. De ellos, mil millones de pesos están siendo cargados al gasto de inversión de la Secretaría de Obras y Servicios para la construcción de estos centros.

En enero pasado, la Jefa de Gobierno informó además que para la atención de estos Puntos de Innovación, Libertad, Arte, Educación y Saberes (Pilares) se daría empleo a 570 promotores culturales y mil 675 talleristas. Además, cada Pilar busca generar empleo para las personas de la misma comunidad, pues tanto talleristas como promotores culturales son de la Alcaldía donde se abre el centro.

Estos Puntos, además cuentan con internet, wifi gratuito al que pueden acceder todas las personas que lo requieran.

Actualmente existen 47 Pilares en la Ciudad de México, repartidos en las 16 alcaldías.

Comentarios:

Destacado:

LO MÁS LEÍDO

+ -