Mundo


Lluvia de millones para reconstruir Notre Dame “en cinco años”

Con una rapidez nunca antes vista en otras tragedias, magnates y multinacionales hacen millonarias donaciones. Un retraso de 30 minutos y la catedral habría colapsado

Lluvia de millones para reconstruir Notre Dame “en cinco años” | La Crónica de Hoy

La estadunidense Apple, una de las compañías más grandes del mundo, fue de las últimas en sumarse a la ola de solidaridad de empresas y magnates con la semiderruida catedral de Notre Dame de París, cuya reconstrucción en el apartado financiero está asegurada, si se mantiene el ritmo en las próximas semanas. Menos de 24 horas después de que se declarase el incendio, el monto de lo donado superaba los mil millones de dólares.

“Tenemos el corazón roto por la gente de Francia y de todas aquellas personas en el mundo para quienes Notre Dame es un símbolo de esperanza”, apuntó el consejero ejecutivo de Apple, Thomas Cook, quien no reveló la cantidad donada.

La familia de Bernard Arnault, la mayor fortuna de Francia y propietaria del grupo del lujo Louis Vuitton, realizará una donación de 200 millones para reconstruir “esta obra arquitectónica que forma parte de la Historia de Francia”.

No quiso quedarse atrás otra de las más pudientes de Francia, los Bettencourt-Meyers, dueños de L’Oréal, que pondrán otros 200 millones.

La petrolera gala Total aportará otros cien millones, misma cantidad que la anunciada por François-Henri Pinault, marido de Salma Hayek, la misma noche de la tragedia, cuando el incendio todavía no había sido sofocado.

“Todavía más bella”. Parece así que se cumplirá el objetivo anunciado ayer por el presidente francés Emmanuel Macron, quien fijó en cinco años el periodo para reconstruir “todavía más bella” la catedral de París.

“Quiero que esté terminada en cinco años. Podemos hacerlo. Y para hacerlo nos movilizaremos”, agregó Macron, pero pidió “huir de la impaciencia y de los anuncios inmediatos”.

Cadena humana.  Sobre los momentos inmediatamente posteriores a que se declarase el incendio, ayer se conoció que la rápida intervención de los bomberos durante los primeros 15 minutos fue vital. “Un retraso de 30 minutos y Notre Dame seguramente ya no existiría”, coincidieron en señalar los peritos que ayer por la mañana revisaron el estado del templo, aún humeante.

También fue clave la cadena humana de bomberos, el equipo del arzobispado y técnicos del Ministerio de Cultura para rescatar obras, algunas con un valor incalculable, como tres reliquias sobre el martirio de Jesús: la corona de espinas, un fragmento de la cruz de madera y uno de los clavos. Además, fue rescatada la Túnica de San Luis, jubón que el rey Luis IX vistió en 1239.

 

Comentarios:

Destacado:

LO MÁS LEÍDO

+ -