Escenario


Love Of Lesbian emprende un viaje heroico hacia la madurez con “V.E.H.N.”

Entrevista. Santi Balmes y Oriol Bonet reflexionan sobre la trascendencia de su actual material para la carrera de la exitosa banda catalana

Love Of Lesbian emprende un viaje heroico hacia la madurez con “V.E.H.N.” | La Crónica de Hoy

Foto: (YouTube / Love of Lesbian) El álbum cuenta con las participaciones de Enrique Bunbury y El Columpio Asesino.

“Para analizarlo bien va a tener que pasar mucho tiempo, sobre todo para poder analizarlo a nivel emocional. Todo el mundo nos está preguntando por el concierto, y sabíamos que pasaría eso; creemos que luego de mucho tiempo nos seguirán preguntando al respecto”, expresó a Crónica Escenario, Oriol Bonet, baterista de Love Of Lesbian, sobre la reciente y exitosa presentación que la banda catalana ofreció el pasado 27 de marzo en Barcelona; por el que se convirtieron en la primera banda en realizar un concierto presencial sin distanciamiento social en el último año.

“En un inicio nos sobrevino la sensación que lo mejor era no hacer el concierto y el día que nos dijeron: ‘hemos pensado en vosotros para ser los primeros en hacer una presentación sin distancia social’, fue algo que nos impactó, luego de un año sin subir a un escenario. Pasadas unas horas, nos dimos cuenta —asesorados por nuestro manager— que era un evento histórico que debíamos realizar, porque nos habían elegido para representar un poco al sector musical y cultural de este país (España), y representarlo en un ensayo clínico de la magnitud que iba a tener”, recordó Bonet. 

Un viaje heroico hacia la nada…

El evento significó más que un simple pero exitoso ensayo clínico con un casi nulo índice de contagio (según reportaron los organizadores), fue también un reencuentro entre los integrantes de la banda, con el staff, el público y con un espacio donde la verdadera magia del proyecto tiende a fluir: el escenario. El venue tampoco fue casual, el icónico Palau Sant Jordi es “un lugar muy especial para Barcelona, probablemente de los más emblemáticos”, destacó el baterista.

Su escenario ha albergado espectáculos dignos de ser inmortalizados en directos, como el realizado por Mecano en 1991, como parte de su Tour Aidalai; al igual que el de Bruce Springsteen en 2002 o el de Depeche Mode para su Tour of the Universe, en 2009. Otras afamadas figuras como Bon Jovi, U2, Red Hot Chili Peppers, Green Day, Queen, Coldplay, Iron Maiden, AC/DC, Britney Spears, Katy Perry, Madonna, Beyoncé, Tina Turner, Shakira o Luis Miguel, también han hecho vibrar el Palau Sant Jordi.

El arte intenta ennoblecer a una especie que ya se debería extinguir…

“Cada concierto, cada obra artística que haces, nunca es la misma, dependiendo del receptor y en este caso, tampoco es lo mismo porque depende de la ciudad, no es lo mismo cuando haces una gira en Valladolid a en Ciudad Juárez, porque el público en sí, se convierte en un ente, y ese ente tiene una personalidad que acaba influyendo y actuando con la banda”, reconoció Santi Balmes.

Tiempo muerto en un ciberespacio…

No obstante, el pasado noviembre esa entidad se mantuvo cautiva desde los distintos hogares que siguieron la transmisión que realizó Love Of Lesbian para México, desde La Casa Murada, y las expresiones en los rostros de los músicos evidenció aún más lo obvio, eso no podría compararse con lo que la banda suele ofrecer: 

“A partir de ahí (del streaming), eso no existe. Cada uno tiene su manera de reaccionar a la ‘no reacción’, pero es raro porque no sabes realmente qué hacer después; esos segundos de aplausos entre canción y canción no están, así que debes imaginarte un poco lo que está pasando en las casas de las personas que te miran; de cualquier forma, sabíamos que no podía ser comparable e iba a ser como un telegrama que envías a alguien diciéndole que vas a volver. Paro ya está, no creo que el avance tecnológico sea tan increíble dentro de poco tiempo, para que pueda compararse”, sentenció el vocalista.

“Claramente hemos aprendido a disfrutar grabando los discos, creo que estamos en un momento en los que los disfrutamos aún más, pero subir a un escenario es lo que nos alimenta. Por ejemplo, un escritor se encuentra dentro de su habitación y tiene poca interacción con sus lectores; pero me cuesta mucho imaginar que una banda pudiera existir sin público ¿cómo podría sobrevivir una banda si no puede subirse a tocar a un escenario?”, cuestionó Bonet.

Protégeme como si fuera a extinguirme…

Y es bajo esa primicia que, mientras la cuarentena los mantuvo cautivos y condicionados a la distancia social, surgieron los temas de un Viaje Épico Hacia la Nada (V.E.H.N.), en los que es perceptible el reclamo, la exclamación y el desasosiego por un contexto socialmente complejo que rodea a la banda. 

“Nuestra manera de crear es pendular, hicimos El Poeta Halley (2016), donde la lírica tenía mucha presencia, donde hablamos de poesía, de la inspiración, eran temas que tenían muchas capas sonoras porque era lo que sentíamos en ese momento; pero nuestra idea con V.E.H.N. era romper con lo que hicimos con El Poeta Halley”, describió. 

“Entonces, lo que sí nos planteamos vino en un viaje a El Paso, en la frontera de México con Estados Unidos; teníamos la sensación de tener que tomar decisiones importantes en la banda, y eso nos llevó a dar pasos adelante, dar pasos emocionales, y creemos que en esta vida es mejor avanzar, aunque te equivoques, que quedarte estancado. Con esa idea de ‘paso’ es con la que Santi ha trabajado líricamente y en todas las letras aparece ese concepto, como dar un paso para reivindicar la diferencia como algo positivo”, señaló.

A veces hay que dar un paso para ser libre…

El nuevo material, estrenado el pasado 16 de abril contiene 12 canciones que transitan por ese mundo onírico construido por Santiago Balmes, haciendo alusión a un sinfín de temas desde lo erótico, lo moral, lo político o la religión; como en “Catalunya bondage”, que cuenta con la colaboración de El Columpio Asesino, o en “El sur”, en el que participa Enrique Bunbury: “Aunque tengamos un poco abandonado el tema de la religión, quizás sigue estando ahí como constructor de imágenes sobre lo correcto e incorrecto”, dijo Balmes.

Hasta un idiota hoy en día es policía moral…

Y jugando con ese casual maniqueísmo que gobierna a la mayoría de las sociedades, Love Of Lesbian ha engendrado V.E.H.N. —como si se tratara de una entidad humana—, el cual deambula retratando lo que ha visto a lo largo de los años.

“Este disco nos salva. Nos ha quitado muchas mierdas de encima, la rabia que habíamos acumulado durante estos últimos años, quizás por lo que estamos viviendo actualmente no solo en Cataluña o España, sino en todo el mundo y yo creo que este material nos ha ayudado mucho a sanar y estamos en el mejor momento de la banda. Para mí es un álbum muy maduro; es el que mejor representa la individualidad de los miembros de la banda y la globalidad del ente que es Love Of Lesbian”, concluyó Oriol. 

 

Comentarios:

Destacado:

+ -