Academia


México trabaja en la frontera más avanzada contra la metástasis: Marco Antonio Velasco

NUESTROS CIENTÍFICOS. Al conocer los procesos de vida de las células troncales cancerosas, el doctor Velasco Velázquez está realizando aportaciones para la construcción de una obra más grande en la que están involucrados científicos de todo el mundo: obtener un tratamiento que frene la dispersión del cáncer dentro del cuerpo.

México trabaja en la frontera más avanzada contra la metástasis: Marco Antonio Velasco | La Crónica de Hoy

El doctor Velasco Velázquez ha estudiado el papel de las moléculas interinas en la adhesión de células cancerígenas. (Foto: Antimio Cruz)

¿Por qué el cáncer que se localiza en una parte del cuerpo puede extenderse hacia otros tejidos, en el proceso que se llama metástasis? ¿Por qué algunos pacientes que ya habían sido tratados contra el cáncer y ya no presentaban síntomas vuelven a generar tumores, meses o años después?  ¿Por qué hay algunos tipos de células de cáncer altamente resistentes a la quimio y radioterapia? ¿Cómo se puede inhibir o frenar el proceso de multiplicación incontrolada de células cancerígenas?

Este breve conjunto de complejas preguntas es el campo de trabajo de un científico mexicano que realiza investigación en la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), con la atención enfocada en un tipo de células que funcionan como fuente, matriz o madre de tumores: las células troncales cancerosas. Sobre ellas, el doctor Marco Antonio Velasco Velázquez, ha identificado y descrito moléculas que están presentes en su membrana celular y que intervienen en su multiplicación y adherencia.

Al conocer los procesos de vida de las células troncales cancerosas, el doctor Velasco Velázquez está realizando aportaciones para la construcción de una obra más grande en la que están involucrados científicos de todo el mundo: obtener un tratamiento que frene la dispersión del cáncer dentro del cuerpo.

“Nuestro grupo está trabajando en la frontera del conocimiento para entender la biología de las células troncales o células madre cancerosas y así contribuimos al desarrollo de una terapia contra la metástasis”, dice al periódico Crónica el investigador que estudió en la UNAM la carrera de Químico Fármaco Biólogo (QFB) y posteriormente obtuvo el grado de Doctor en Ciencias Biomédicas, en la misma casa de estudios.

“Del mismo modo que las células madre embrionarias producen otras células que forman tejidos especializados, como la sangre, el tejido del corazón o los de otras partes del cuerpo, hay células madre o troncales cancerosas, que producen otras células, es decir progenie, pero de células cancerosas que, entre otras características, se reproducen sin control y así forman tumores o hacen metástasis”, indica el investigador que realizó estudios de posgrado en la Universidad Thomas Jefferson, en Filadelfia.

Si se puede desarrollar una terapia contra las células troncales cancerosas se pueden atender varios problemas, porque esas células troncales no sólo son comparables con fábricas que producen células de cáncer sino que, debido a que su tarea es ser matriz o madre de otras células, son altamente resistentes a “insultos”, como se dice científicamente, y por eso resisten los ataques de la quimio y radioterapia. Además, aunque se lleguen a matar todas sus hijas —células cancerígenas— ellas pueden sobrevivir y mantenerse en estado latente hasta varios años después cuando se vuelven a activar y producir más hijas cancerosas. Es por ello que hay que conocerlas, entenderas e inhibirlas.

CURIOSIDAD CULTIVADA. Nacido en la Ciudad de México, de padre y madre dedicados a la literatura, Marco Antonio Velasco vivió su infancia y adolescencia en una colonia vecina a Ciudad Universitaria de la UNAM. Su curiosidad por entender la manera cómo funciona la vida se manifestó en diferentes etapas de su educación en escuelas públicas, pero se fortaleció durante sus estudios como Químico Fármacobiólogo, donde penetró en la comprensión de los procesos microscópicos que determinan la biología de las células y entró al mundo de la biología molecular.

En la actualidad trabaja en la División de Investigación de la Facultad de Medicina experimentando con células y moléculas, mientras que su hermano, Iván Velasco, también se dedica a la investigación científica en la UNAM, pero se ha especializado en neuronas y en los procesos de diferenciación para ayudar a personas que han perdido neuronas por enfermedades neurodegenerativas.

“Nosotros fuimos curiosos desde niños y tuvimos la fortuna que, desde la infancia, nuestra curiosidad por entender la vida fue bien encauzada por nuestros padres y maestros”, dice Marco Antonio Velasco, cuyo artículo más citado en la literatura médica se refiere a una proteína que interviene en la dispersión del cáncer. Ese texto se titula “Integrinas y moléculas asociadas a interinas: blanco para el desarrollo de terapias antimetástasis”.

“Las integrinas se encuentran en la membrana de las células, tanto en células cancerosas como normales, y permiten la adhesión de las células a diferentes sustratos, ya sea a otras células o a matriz extracelular que rodea a los tejidos. Estos receptores permiten que las células se adhieran y juegan un papel muy importante en la metástasis, que es un proceso que se realiza en diferentes etapas y en cada etapa las células cancerosas se van adhiriendo a diferentes tejidos. Entonces, mi grupo de investigación se dedica a desarrollar fármacos para inhibir la metástasis y debido a que estudios recientes han demostrado que las células troncales cancerosas tienen un tipo específico de integrinas, ahora nuestro trabajo está enfocado en desarrollar fármacos que inhiban a ese tipo específico”, dice el doctor Velasco Velázquez.

Su objetivo, añade, va más allá de responder preguntas pues con su trabajo se busca generar opciones terapéuticas para salvar vidas, y también productos patentables que generen empresas, empleos y bienestar para investigadores y otros trabajadores.

Comentarios:

Destacado:

+ -