Mundo


Netanyahu, encaminado hacia su quinto mandato consecutivo

Pese a los escándalos de corrupción que le rodean, el primer ministro israelí supera las expectativas en las elecciones generales, en una cerrada carrera con el centrista Benny Gantz

Netanyahu, encaminado hacia su quinto mandato consecutivo | La Crónica de Hoy

El populista y ultranacionalista Benjamin Netanyahu resultó el gran vencedor ayer de las elecciones generales celebradas en Israel. Pese a que la contienda estuvo muy cerrada y, al cierre de la edición, con el 79 por ciento de votos contados, su partido, el Likud, aventajaba en sólo un escaño, 37 por 36, al centrista Benny Gantz, el resultado acerca al mandatario a revalidar su gobierno.

Sería el quinto consecutivo de un Netanyahu que hace pocas semanas quedaba rezagado en las encuestas, mermado por el peso de varios escándalos de corrupción, pero que logró pisar el acelerador en los últimos días de campaña con promesas como la de anexionarse parte de la Cisjordania palestina donde existen asentamientos judíos.

En porcentajes de votos, la contienda estuvo igualmente cerrada, con un 27.07 por ciento de votos para Netanyahu y un 25.96 para el partido de Gantz, Azul y Blanco, según los últimos datos ofrecidos por el Comité Central Electoral, ya en plena madrugada en Israel.

Tanto Netanyahu como Gantz, ex jefe del Estado Mayor, se declararon como ganadores de los comicios al cerrar las urnas, puesto que diversas encuestas realizadas a boca de urna arrojaban un empate en escaños.

Gantz proclamó: “¡El pueblo de Israel ha hablado!” al considerarse ganador, y recordó que “Bibi (Netanyahu) prometió 40 asientos y perdió a lo grande”.

Entre tanto, el actual primer ministro afirmó: “El bloque de la derecha, liderado por el Likud, ha ganado una victoria definitiva”. “Agradezco a los ciudadanos de Israel la confianza. Empezaré a formar una coalición de gobierno con nuestros socios naturales esta noche”, anunció en su cuenta de Twitter.

POSIBILIDADES DE GOBIERNO. Las encuestas ya se inclinaban ligeramente hacia la formación de un bloque de derechas, con entre 60 y 66 escaños frente a una proyección de entre 56 y 60 para el bloque centrista e izquierdista. Sin embargo, el resultado del Likud, mejor que el que le vaticinaban los sondeos, hace pensar que la formación del bloque de derechas quedará fuera de toda duda.

De hecho, Netanyahu se puso en contacto, en cuanto comenzó el recuento, con los líderes de Kulanu (Moshe Kahlon), el ultraderechista Israel Nuestro Hogar (Avigdor Lieberman) y del religioso Shas (Aryeh Deri), para empezar a trabajar en su investidura como primer ministro por quinta vez.

CORRUPCIÓN. En febrero, la Fiscalía israelí anunció que imputará a Netanyahu por fraude, ruptura de la confianza y soborno en tres casos distintos. En los últimos años la policía le ha interrogado a él y a su esposa Sara más de diez veces.

 

Comentarios:

Destacado:

LO MÁS LEÍDO

+ -