Opinión


Nicolás Maduro

El presidente de Venezuela es el responsable último del durísimo informe de la ONU sobre la situación de los derechos humanos en su país, con cifras más propias de un país en guerra, como Siria. Emula a su amigo Bachar al Asad, que no duda en disparar contra su propio pueblo. Según el informe, las fuerzas represoras del régimen chavista asesinaron, sólo en 2018, a 5 mil 287 venezolanos que protestaban contra un gobierno que ha destruido la economía venezolana y ha forzado la marcha a otros países de más de cuatro millones de compatriotas, que no tenían qué comer, en dónde trabajar o dónde curarse de sus enfermedades. El mundo no puede seguir indiferente ante esta tragedia de una magnitud que no se veía desde la época de las dictaduras militares, hace ya más de cuatro décadas.

Nicolás Maduro | La Crónica de Hoy

El presidente de Venezuela es el responsable último del durísimo informe de la ONU sobre la situación de los derechos humanos en su país, con cifras más propias de un país en guerra, como Siria. Emula a su amigo Bachar al Asad, que no duda en disparar contra su propio pueblo. Según el informe, las fuerzas represoras del régimen chavista asesinaron, sólo en 2018, a 5 mil 287 venezolanos que protestaban contra un gobierno que ha destruido la economía venezolana y ha forzado la marcha a otros países de más de cuatro millones de compatriotas, que no tenían qué comer, en dónde trabajar o dónde curarse de sus enfermedades. El mundo no puede seguir indiferente ante esta tragedia de una magnitud que no se veía desde la época de las dictaduras militares, hace ya más de cuatro décadas.

Comentarios:

Destacado:

COLUMNAS ANTERIORES

LO MÁS LEÍDO

+ -