Nacional


Se agudiza batalla en Morena: convocan a dos congresos

Se agudiza batalla en Morena: convocan a dos congresos | La Crónica de Hoy

La ruta para restituir el proceso de renovación de la dirigencia nacional que les mandató el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación tiene enfrentados a los grupos de poder al interior de Morena, pero sobre todo ha ahondado el conflicto interno en el partido, que al final de este domingo terminó con dos convocatorias a dos congresos distintos: uno para extender el periodo de Yeidckol Polevnsky al frente de ese instituto político y el otro justamente para quitarle ese cargo.
Muy temprano arrancó la batalla interna pues Polevnsky no acudió al Consejo Nacional que convocó la presidenta de ese órgano, Bertha Luján, para este domingo y acompañada de una parte del CEN de Morena convocó a un congreso nacional para el 17 de noviembre a fin de cambiar los estatutos del partido y permitir la renovación de sus cargos de dirección a través de encuestas, con lo cual busca permanecer al frente de ese partido.
De hecho planteó permanecer en su cargo al frente de Morena por tiempo indefinido hasta que existan condiciones para convocar a un nuevo proceso interno de elección de la dirigencia, luego de que este 20 de noviembre se extingue el periodo para el que fueron electos los actuales órganos de ese partido, incluida la Presidencia que ostenta en la actualidad Polevnsky.
Explicó que, si bien el Estatuto establece que el 20 de noviembre termina el periodo de los órganos directivos, la Sala Superior emitió una jurisprudencia que le permite extender su mandato.
La respuesta vino de inmediato a ese intento de albazo de Polevnsky y el Consejo Nacional que encabezó Bertha Luján convocó a un Congreso Nacional para el 24 de noviembre en donde se pretende nombrar una dirigencia interina que conduzca el proceso interno, lo que dejaría fuera a Polevnsky.
El presidente de la comisión de Honor y Justicia de Morena, Héctor Díaz Polanco, advirtió que la parte que cuente con la legalidad será quien convoque al Congreso Nacional, pero acotó que el consejo nacional que convocó Bertha Luján si tuvo quórum, lo que daría validez a sus resolutivos.
En tanto, dijo la otra parte —en relación con la que encabeza, Polevnsky— no ha demostrado que su reunión haya tenido quórum y con ello, legalidad.
“Hay que mostrar el conejo como los magos, es cuestión de legalidad, el que tenga la legalidad será quien convoque al Congreso Nacional”, estableció.
Lo que sí advirtió Díaz Polanco es que a ninguno de los órganos se le prorrogará su periodo como pretende Polevnsky con su encargo al frente de la presidencia de Morena.
“El 20 de noviembre todos los órganos se convierten en calabaza como en los cuentos de hadas”, ironizó.
En ese contexto, se espera que ambas convocatorias sean impugnadas ante el Tribunal Electoral, que nuevamente será el que determine cuál de las convocatorias carece de legalidad, y cuál será la encargada de convocar al Congreso Nacional donde se definirá la ruta legal que debe seguir Morena para cumplir el mandato del Tribunal a fin de renovar su dirigencia nacional.

Comentarios:

Destacado:

LO MÁS LEÍDO

+ -