Mundo


Senado francés exige respeto al diseño original en obras de Notre-Dame

De acuerdo con el texto aprobado por el Senado, controlado por la oposición de derecha, la restauración debe ser fiel a la "última condición visual conocida" de la catedral hasta antes de que se incendiara el 15 de abril pasado.

Senado francés exige respeto al diseño original en obras de Notre-Dame | La Crónica de Hoy

Foto: EFE/Archivo

El Senado francés exigió hoy al gobierno que la restauración de la catedral de Notre-Dame sea idéntica a la original, tras cuestionar al gobierno, al que acusó de promover un proyecto de construcción "precipitado" para concluir las obras en cinco años.

De acuerdo con el texto aprobado por el Senado, controlado por la oposición de derecha, la restauración debe ser fiel a la "última condición visual conocida" de la catedral hasta antes de que se incendiara el 15 de abril pasado, incluida la aguja.

La Asamblea Nacional, de mayoría oficialista, aprobó un proyecto de ley sobre la reconstrucción de la catedral, el cual incluye un apartado para gestionar las donaciones de personas, empresas o comunidades, que plantea un aumento en la reducción fiscal que se aplicaría en el caso de donantes particulares.

Sin embargo, el texto promovido por el oficialismo permite al gobierno hacer excepciones en el caso de algunas normas, como urbanismo, medio ambiente, construcción, conservación del patrimonio o contratación pública, lo que fue suprimido en el proyecto aprobado en el Senado.

Ahora, diputados y senadores deben unificar una versión del texto sobre la restauración de la catedral, pero la cámara alta ha manifestado sus diferencias con el proyecto impulsado por el presidente Emanuel Macron, de acuerdo con la emisora Radio Francia Internacional (RFI).

"Se trata de una ley para reconstruir Notre-Dame de París, no Notre Dame del Elíseo", dijo el senador David Assouline, del Partido Socialista, mientras Alain Schmitz, del centroderechista Los Republicanos, afirmó que es absurdo "dejarse encerrar en el plazo de cinco años si ello conduce a una disminución de la calidad del trabajo".

"Sí, restauraremos Notre-Dame de París. El presidente se ha fijado un objetivo, cinco años, es un plazo ambicioso y voluntarista (...). En esta tarea que tenemos por delante, nunca confundiremos la velocidad con la prisa", aseguró el ministro de Cultura, Franck Riester, al avivar la controversia desatada en la Asamblea Nacional.

ijsm

Comentarios:

Notas Relacionadas:

Destacado:

LO MÁS LEÍDO

+ -