Opinión


Superdelegado, en aprietos

Superdelegado, en aprietos | La Crónica de Hoy

Superdelegado, en aprietos

El superdelegado del gobierno federal, Carlos Lomelí, está en el centro de una tormenta política en Jalisco.

Se trata de un empresario acaudalado que fue candidato a gobernador por Morena y que perdió frente al hoy gobernador Enrique Alfaro luego de una campaña áspera.

A pesar de la evidente tensión con el gobernador, o tal vez por esa razón, AMLO nombró a Lomelí superdelegado en Jalisco.

Según denuncia de Mexicanos contra la Corrupción, familiares y colaboradores de Lomelí son parte de una red de empresas que venden medicamentos al gobierno y que ya han recibido contratos superiores a los 160 millones de pesos.

La oposición en pleno en Jalisco aprovechó la coyuntura para demandar que Lomelí sea separado del cargo mientras se le investiga.

La Secretaría de la Función Pública ya abrió un expediente.

 

Linchadores desatados

Los linchamientos no son un acto de justicia. Es combatir un ilícito con otro ilícito, muchas veces más grave, generando una espiral de violencia al margen de las instituciones.

La CNDH y la UNAM elaboraron el Informe Especial sobre Linchamientos en el Territorio Nacional que ayer fue presentado a la opinión pública.

Los datos estremecen. Los linchamientos muestran una tendencia constante de crecimiento desde el año 2015. En lo que va de este 2019 se han registrado 67 casos de linchamiento con 107 víctimas fatales.

Para la CNDH la desconfianza en las instituciones, la creciente impunidad y la falta de capacidad de las autoridades para generar una convivencia pacífica son los resortes de este fenómeno mortal.

 

Transparencia universitaria

Al entregar personalmente ante la Auditoria Superior de la Federación la Cuenta Anual 2018 de la UNAM, el rector Enrique Graue fue reconocido por todos los partidos representados en la Cámara de Diputados.

El rector aseguró que la rendición de cuentas y transparencia en el ejercicio de los dineros públicos “es un ejercicio democrático, horizontal y lleno de contrapesos, que ejemplifica muy bien la autonomía de la Universidad”.

 

El caso Bremer

En la conferencia mañanera de ayer, en el contexto de la polémica sobre el uso del Palacio de Bellas Artes, el presidente López Obrador recordó un par de anécdotas: Por permitir que la bandera comunista cubriera el féretro del muralista Diego Rivera, el entonces director del instituto fue despedido. Años después, Juan José Bremer, también director, tuvo que renunciar porque una revista del instituto publicó un texto crítico contra la esposa del presidente López Portillo.

Bremer dimitió y fue nombrado embajador. Lo positivo es que Juan José encontró en la diplomacia un espacio idóneo para desplegar su talento y experiencia.

Su carrera en el servicio exterior, todavía vigente, lo llevó a representar a México en las principales naciones del orbe.

 

El debate en las redes

Que las principales cadenas de televisión se hayan mantenido al margen, no impidió que el debate entre candidatos para gobernar Puebla llegara a los electores.

La alternativa eficaz fueron las redes sociales del INE, que lograron obtener más de 527 mil repeticiones, con lo que se confirmó que la contienda política en el país circula por plataformas diferentes.

 

pepegrillocronica@gmail.com

Comentarios:

Destacado:

LO MÁS LEÍDO

+ -