Mundo


Testigo clave admite que Trump chantajeó a Ucrania para atacar a Biden

El diplomático Gordon Sondland cambia de opinión y ahora dice que él mismo informó a un emisario de Zelenski que se condicionaba la ayuda militar hasta que no se comprometiera a investigar a su potencial rival en las urnas.

Testigo clave admite que Trump chantajeó a Ucrania para atacar a Biden | La Crónica de Hoy

El embajador Gordon Sondlad en el Congreso de EU.

La tesis principal de los demócratas para llevar a juicio político al presidente Donald Trump —por el delito de intimidar a un gobierno extranjero para perjudicar a un ciudadano estadunidense— quedó ayer confirmada por el testigo clave en la trama ucraniana: el actual embajador de la Unión Europea (UE), Gordon Sondland.

Los comités que investigan si el presidente violó la ley publicaron ayer una transcripción del testimonio original de Sondland a puerta cerrada el pasado 17 de octubre, y también un anexo que el embajador ante la UE envió a los legisladores este lunes.

En dicho anexo, Sondland confirmó lo que en un principio no hizo: que él mismo fue quien anunció a Andréi Yermak, asesor del presidente ucraniano, Volodímir Zelensky, que la Casa Blanca no aprobaría la ayuda militar comprometida, mientras no tuviera garantías de que iban a investigar los negocios en Ucrania de un hijo del exvicepresidente de EU, Joe Biden, su rival más peligroso en las elecciones de noviembre de 2020. El encuentro tuvo lugar en Varsovia el pasado 1 de septiembre, 27 días antes de que The Wall Street Journal publicara la denuncia del espía que ha puesto a Trump contra las cuerdas.

“Le dije que la reanudación de la ayuda estadunidense probablemente no ocurriría hasta que Ucrania proporcionara la declaración pública contra la corrupción de la que habíamos estado hablando durante muchas semanas”, escribió Sondland en el anexo a su testimonio ante los comités de la Cámara de Representantes que investigan a Trump.

MEMORIA REFRESCADA. En ese anexo, Sondland afirma que la comparecencia de otros testigos le ha “refrescado la memoria sobre ciertas conversaciones”, en referencia a las que sostuvo en la capital polaca con el asesor del presidente ucraniano.

“A principios de septiembre, y ante la falta de explicaciones creíbles sobre la suspensión de ayuda (a Ucrania por 400 millones de dólares), asumí que esa suspensión se había vinculado a la declaración propuesta de lucha contra la corrupción”.

Sondland se refería así a la petición de Trump, formulada en una llamada telefónica con Zelenski en julio, de que Ucrania investigara si hubo algo turbio en los negocios del hijo de Biden en una compañía de gas ucraniana

El diplomático, que en su testimonio ante el Congreso en octubre no mencionó el chantaje de Trump a Zelensky ni que él fue el mensajero, se ha visto forzado a cambiar de opinión tras asegurar varios testigos que Sondland les había reconocido que se había condicionado la ayuda a Ucrania a fines partidistas.

Con la admisión de ese punto por parte del propio Sondland, “el ardid del presidente (para chantajear sobre Ucrania) está todavía más claro”, indicaron en un comunicado los líderes demócratas de los tres comités que investigan a Trump.

“ACUSACIÓN CONTRA BIDEN, NO CREÍBLE”. Asimismo, los comités cercaron aún más la posible estrategia de defensa del presidente con el testimonio de otro testigo clave, el que fuera enviado especial de EU para Ucrania, Kurt Volker, quien junto a Sondland formó parte de un “canal paralelo” diplomático que coordinaba la política ucraniana con el abogado personal de Trump, Rudy Giuliani.

Al contrario que Sondland, Volker evitó confirmar nada relacionado con la ayuda a Ucrania, pero sí dijo que advirtió a Giuliani que las acusaciones de que Biden o su hijo incurrieron en corrupción en ese país “simplemente no eran creíbles”.

 

Comentarios:

Destacado:

+ -