Opinión


* Somos un proveedor más del gobierno: Azteca * Desde el sexenio pasado participan dos bancos * Imposible una concentración: Niño de Rivera

* Somos un proveedor más del gobierno: Azteca * Desde el sexenio pasado participan dos bancos * Imposible una concentración: Niño de Rivera | La Crónica de Hoy

La dispersión de los recursos  de los programas sociales no es cosa nueva. Desde el sexenio pasado el gobierno federal tuvo a dos bancos comerciales importantes y uno de la banca gubernamental para hacer llegar los recursos vía bancaria. Nosotros no somos más que uno de tantos, porque ningún banco por sí solo puede atender a 25 millones de personas que serán beneficiadas con los apoyos gubernamentales”, nos comentó el presidente del consejo de administración de Banco Azteca, Luis Niño de Rivera.

Desde el pasado viernes hay señalamientos sobre los motivos por lo que el gobierno federal designó a Banco Azteca, como uno de sus proveedores. “Nosotros tenemos una infraestructura para atender a 15 millones de clientes y puedo asegurar que ninguna institución comercial u oficial podría por sí sola atender los requerimientos, que son enormes. Con el paso del tiempo veremos cada vez más instituciones ofreciendo estos servicios como el caso de la empresa Paga Todo, que es un banco chiquito pero muy dedicado a la dispersión de apoyos gubernamentales”.

Luis Niño de Rivera nos comenta que para cumplir con los requerimientos del gobierno federal se necesitan dos instrumentos: uno, tener la infraestructura necesaria —y ellos cuentan con 1,771 sucursales en 785 municipios (el país tiene 2,458 ayuntamientos)— y dos: personal capacitado y calificado. “Las inversiones son fuertes, porque no podemos montar sobre la estructura que tenemos varios millones de nuevos clientes de golpe”.

El alto ejecutivo de Banco Azteca nos comenta que desde el 26 de octubre del 2002, cuando iniciaron operaciones, se ofrecieron servicios sin costo por el hecho de que sus clientes tuvieran depósitos en sus cuentas. “La vocación del banco es cubrir las necesidades bancarias de sectores de bajos ingresos y es importante que el gobierno federal nos selecciones como uno de sus tanto proveedores, porque atiende precisamente a esos sectores”.

El pasado viernes, la presidenta de la Comisión Federal de Competencia Económica, Alejandra Palacios, hizo señalamientos respecto al potencial monopolio o excesiva concentración en la dispersión de apoyos  del gobierno federal por parte de Banco Azteca. “Ningún gobierno ha realizado licitaciones, todas han sido por asignación y es un segmento donde se irán ampliando los competidores. No hay concentración y es una forma inteligente del gobierno federal de seleccionar a los proveedores”.

La magnitud del reto no es menor, porque se necesita una estructura que tenga la capacidad para realizar un millón de operaciones en 20 minutos. “Estamos construyendo el sistema y tenemos experiencia. Por ejemplo, del 100 por ciento de las remesas que llegaron a México, aproximadamente 30 mil millones de dólares, nosotros participamos con el 44% de los envíos. Tenemos la experiencia y es nuestro nicho”.

Azteca participará en la dispersión de recursos de los dos primeros programas que tiene en puerta el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador, que son Jóvenes Construyendo el Futuro y pensión para las personas discapacitadas.

 


juliobrito@cronica.com.mx
jbritoa@yahoo.com
Twitter: @abritoj

Comentarios:

Destacado:

COLUMNAS ANTERIORES

LO MÁS LEÍDO

+ -