Nacional


Blindó INM estaciones migratorias ante ONGs

Durante cuatro días se les prohibió el acceso; la restricción, sin argumentos legales, surgió cuando había más presión sobre abusos. 200 organizaciones civiles promovían un amparo, cuando se les permitió volver a tener acceso, a partir de hoy.

Blindó INM estaciones migratorias ante ONGs | La Crónica de Hoy

La orden de blindar las estaciones migratorias ya está documentada.

Durante cuatro días, Migración y la Guardia Nacional estuvieron a solas con los migrantes, sin observadores y sin apoyo legal para los hondureños, salvadoreños y otros llevados a las estaciones migratorias de la Frontera Sur. Las 200 organizaciones civiles que realizan labores de monitoreo y asesoría a los participantes en las caravanas tuvieron prohibido el acceso a esas instalaciones, sin argumentos legales pero oficializado a través de oficios emitidos por el Instituto Nacional de Migración.

Los cuatro días de opacidad sobre las condiciones y trato a los migrantes, que coincidieron tanto con las críticas más duras al tema del legislador decano Porfirio Muñoz Ledo como con la firma del T-Mec en EU, terminaron ayer, luego de que otro oficio, este firmado por Francisco Garduño, comisionado de Migración, informara a las 200 organizaciones que podían regresar a las estaciones.

Las organizaciones civiles promovían un amparo y habían conformado un frente único para solicitarlo.

De acuerdo con Norma González Benítez, Coordinadora de Análisis e Incidencia de Amnistía Internacional sección México, la restricción a las organizaciones civiles surgió cuando más presión apuntaba hacia las autoridades migratorias, por arbitrariedades, abusos y agresiones cometidos por elementos de la Guardia Nacional.

“Desde hace varios días observamos una situación preocupante en la frontera sur y el trato discriminatorio hacia los migrantes, con la indiferencia de las autoridades del Conapred (Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación), y ante la llegada de la caravana migrante. Y es que hay evidencias de centroamericanos que fueron detenidos y enviados a estaciones migratorias para su deportación exprés, otros fueron agredidos y varios más lograron escapar, cuando lo que buscan aquí es protección”.

Frente a este panorama, dijo, el papel de las ONG —con una historia de más de 40 años de experiencia en derechos humanos—, ha sido muy importante en los centros de detención y han logrado cubrir las deficiencias del estado.

“Muchas de estas organizaciones dan asistencia legal a los migrantes, otras les dan albergue, comida, primeros auxilios psicológicos después de pasar por varios traumas de los que vienen huyendo y también han surgido como asistentes legales. Pero al entrar a las estaciones migratorias, estas ONG son las únicas que sobre el terreno pueden informar a las personas migrantes sobre sus derechos o qué trámites deben hacer como migrantes para ser reconocidos para una condición de refugio o de asilo. Estas organizaciones proporcionan toda la información que a veces el gobierno no proporciona y que por obligación deberían de ofrecer”.

La representante de Amnistía refiere que en este contexto es que las autoridades migratorias a través del oficio INM/DGCVM/0118/2020 del 28 de enero, comunicaron a todas las organizaciones civiles la prohibición temporal para ingresar a las estaciones migratorias y estancias provisionales para observar las condiciones en que permanecen los migrantes.

“Cuando esta restricción sucede, las organizaciones alzan la voz (redes de más de 20 grupos de defensa de los derechos humanos) y Amnistía está con ellas. En respuesta a esta presión es que el INM convocó a una reunión el pasado 30 de enero en las instalaciones del Conapred, que fungió como mediador, y también por la parte que le toca, ya que hay casos denunciados de discriminación que este Consejo debe investigar, pero lo inmediato fue resolver el acceso a las estaciones migratorias y se logró. Fue el propio comisionado del Instituto Nacional de Migración (INM), Francisco Garduño quien firmó el oficio revocatorio INM/009/2020, en el que se ordena el acceso inmediato a las estaciones migratorias sin restricción y con la garantía de trato directo con los migrantes.

Mientras acontecía esta prohibición a las ONG, en la Cámara de Diputados el expresidente de la Cámara de Diputados, Porfirio Muñoz Ledo, criticó el trato que las autoridades del INM da a los migrantes en las fronteras, tanto en el sur como en el norte, con abusos y actos de barbarie contra estas personas, por lo que exigió la salida de Francisco Garduño Yáñez, actual comisionado del Instituto Nacional de Migración.

Asimismo, representantes de varias ONG, entre ellos el Instituto para las Mujeres en la Migración, AC (Imumi), consideran que el gobierno mexicano está haciendo el trabajo de muro humano del que está presumiendo el presidente estadunidense Donald Trump, al contener a integrantes de la caravana migrante en la frontera sur de México.

A decir de Lorena Cano, coordinadora de la clínica jurídica del Imimi, el gobierno mexicano está haciendo el trabajo que Estados Unidos quiere: ser el muro de contención para evitar la llegada de más migrantes al vecino país, algo que las autoridades no han entendido o que quieren ignorar.

Lo expuesto por la ONG tiene lógica si se retoma en el contexto que durante los días en que se impidió el acceso a las ONG a las estaciones migratorias, la Guardia Nacional y el INM tuvieron vigilancia en solitario sobre los migrantes retenidos, al tiempo en el que en Estados Unidos, Donald Trump, firmó el T-MEC y de forma jubilosa presumió que México está pagando por el muro y que el gobierno de la Cuarta Transformación está haciendo un buen trabajo en la contención de las caravanas migrantes.

Por otra parte y respecto a la segunda caravana migrante del 2020 que salió este sábado de Honduras con unas 5 mil personas y denominada “Caravana del Diablo”, Amnistía Internacional estima que si no hay cambios en los protocolos de atención y respeto a los migrantes la situación se agravará, ya que en la reunión del viernes 30 con el comisionado del INM, se acordó que a los elementos de la Guardia Nacional se les instruirá en la aplicación de protocolos para el trato a los migrantes y no mediante el abuso de la fuerza y de autoridad, y es que responsables migratorios tienden a responsabilizar a los migrantes de los enfrentamientos e incidentes ocurridos.

Se espera que la nueva caravana migrante llegue este domingo a la frontera de Guatemala con México.

 

► La representante de Amnistía refiere que las autoridades migratorias a través del oficio INM/DGCVM/0118/2020 del 28 de enero, comunicaron a todas las organizaciones civiles la prohibición temporal para ingresar a las estaciones migratorias y estancias provisionales para observar las condiciones en que permanecen los migrantes.

 

Comentarios:

Destacado:

+ -