Opinión


Las prioridades erradas del Legislativo federal

Las prioridades erradas del Legislativo federal | La Crónica de Hoy

Luego de que en la Cámara de Diputados, la Comisión de Puntos Constitucionales aprobara un dictamen que desecha la posibilidad de que los feminicidios, el abuso sexual infantil y robo a casa habitación fueran catalogados como delitos graves, quedó claro que la agenda legislativa de la actual Legislatura obedece únicamente a intereses económicos y no sociales.

Lo anterior es por la simple razón de que los delitos mencionados no generan pérdidas al erario, como el robo de combustible, delito que sí fue catalogado como grave en el artículo 19 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, lo que dejó ver que la seguridad de la niñez, el robo a su domicilio o el asesinato de mujeres no tienen el mismo valor que el huachicol.

Con ello no estoy diciendo que no sea correcto agravar el robo de gasolina mediante perforaciones a los ductos, pero tal pareciera que los distintos sectores de la población no son prioridad para nuestros representantes federales, pues al no incluir esos delitos como graves, mandaron un mal mensaje a la nación, ya que el robo a transeúnte, los asaltos al transporte público, el narcomenudeo, la extorsión, el secuestro exprés, entre otros, son los que día a día laceran la vida de los ciudadanos, incluso más aún que el robo de combustible.

Aunque el combate al huachicol cuenta con la aprobación de la mayoría de las personas, creo que el gobierno, en sus tres niveles, debe priorizar la seguridad de sus ciudadanos, toda vez que para eso fueron electos, es decir para resolver problemas y no para agravarlos; dicho de otra forma, los ciudadanos de a pie esperan mejores resultados de los que han obtenido con gobiernos anteriores y con lo aprobado por la Comisión de Puntos Constitucionales, quedó lejos el objetivo ya que uno de los principales puntos que espera la gente es la seguridad, más que el cese al robo de combustible.       

Cabe señalar que en un principio los delitos de abuso y violencia sexual contra menores, el feminicidio y desaparición forzada, además de otros cuatro delitos, estaban incluidos en la iniciativa de reforma presentada en la primera discusión de diciembre pasado, misma que el Senado aprobó incluir en el catálogo de delitos graves y que requieren prisión preventiva oficiosa sin derecho a fianza, pero al mandarla a la Cámara baja sufrió los cambios, por lo que la ciudadanía en general seguirá sufriendo de esos ataques y, lo peor, de la impunidad que estimula al delincuente a no cambiar de giro.

A fin de cuentas estimado lector, usted tiene la última palabra y, sobre todo, deberá tener la precaución de cuidarse de los demás, pues como ve, nuestras autoridades federales y principalmente nuestro Poder Legislativo federal no tienen el compromiso de hacerlo por usted.

 

Twitter: @evelyn111parra

Comentarios:

Destacado:

LO MÁS LEÍDO

+ -