Opinión


¿Morena es un ave de paso?

¿Morena es un ave de paso? | La Crónica de Hoy

Lo pregunto porque lo planteó el gobernador Alejandro Moreno que, aunque usted no lo crea, quiere presidir al PRI. Según el todavía mandatario de Campeche, en pocos años el tricolor podría regresar a la competencia por las principales posiciones políticas en el país, ya que Morena es un ave de paso en el quehacer nacional. ”Nació ayer, gobierna hoy…y mañana se irá”.

¿Está usted de acuerdo? De entrada las señales apuntan a que Morena está acumulando tal cantidad de poder que podría repetir las bizarras hazañas del PRI del Siglo XX y quedarse décadas en Palacio Nacional. Controla el Congreso, tiene agarrado por el pescuezo al Poder Judicial, le impuso a los gobernadores la figura del superdelegado, quiere acabar con los organismos autónomos, tiene a los dueños de los medios sudando la gota fría y se perfila para ganar de calle todas las elecciones de este año y del que sigue. ¿Entonces?

La gran diferencia entre el PRI del Siglo XX y Morena del XXI es que el primero era una institución y el segundo es un movimiento. Ser una institución le permitió al PRI cambiar de presidente cada sexenio y mantenerse unido, con la disciplina como valor central. Morena, en cambio, depende de una sola persona: AMLO. Mientras el tabasqueño ande por ahí su hegemonía está garantizada, pero ¿qué pasa si desaparece?

Hagamos un ejercicio de imaginación. Sin López Obrador, Morena estaría condenado a fragmentarse en diversas tribus, con caudillos pequeños y sin ningún tipo de disciplina, digamos el peor PRD. ¿Quién le haría caso a ­Yeidckol? ¿Quién pararía los pleitos Monreal-Batres? ¿Quién evitaría que Pablo Gómez se comiera crudo a Mario Delgado? ¿Quién sostendría en sus puestos a personajes como Bartlett? ¿Tatiana seguiría siendo cuadro de Morena? Los ejemplos abundan.

Lo cierto es que AMLO amalgama a Morena. Sin él, este partido se fracturaría y entonces, volviendo al gobernador Moreno, habrá oportunidad para el PRI y para otros que hoy están de capa caída, como el PAN. De hecho, para ganar la campaña presidencial del 2024 sin ser él mismo el candidato, AMLO tendría que ser el coordinador de la campaña de su elegido, ya sea Claudia o Marcelo, que son los dos con posibilidades reales en estos momentos. Morena mantendrá el poder federal mientras AMLO siga en activo, es por eso que el gobernador de Campeche se atrevió a decir que su partido es un ave de paso.

ESTADO DE DERECHO. Los ajustes a la baja en las previsiones de crecimiento para el 2019 deben preocuparnos a todos. No sólo porque a menos crecimiento, menos empleos y por lo tanto disminuyen las expectativas de un mayor bienestar para los sectores mayoritarios, también debe preocuparnos porque algunas de las causas del frenón tienen que ver con afectaciones al estado de derecho. No aplicar la ley sale caro, en ocasiones carísimo. En esta coyuntura impactaron negativamente asuntos como los bloqueos de la CNTE a las vías férreas. Ellos se salieron con la suya pero el país tuvo que pagar los platos rotos. También afectó la escasez de combustible como parte de la lucha contra el huachicoleo. Un delito peligroso que nos pegó a todos en el bolsillo. Se cuentan también las huelgas de las maquiladoras en Tamaulipas. La lección es que la ilegalidad y los conflictos sociales no se limitan a alimentar la nota roja. Este gobierno ha dado señales preocupantes de su desapego a cumplir y hacer cumplir la ley. Todas las acciones fuera del estado de derecho terminan por hacer un hoyo en los bolsillos de todos.

 

jasaicamacho@yahoo.com

Twitter: @soycamachojuan

 

Comentarios:

Destacado:

LO MÁS LEÍDO

+ -