Opinión


Muñoz Ledo, el estricto profesor

Muñoz Ledo, el estricto profesor | La Crónica de Hoy

LIC. MARCELO EBRARD CASAUBON, CANCILLER DE MÉXICO:

 

+Ser o no ser, he ahí el dilema

William Shakespeare

 

CIUDAD DE MÉXICO.- Tengo el orgullo de haber sido colaborador de Porfirio presidencial como secretario del Trabajo y Previsión Social y yo fui su director general de Información (aún estaba pañales el concepto de Comunicación Social) y Relaciones Públicas.

Fui, prácticamente, su sombra durante tres años y puedo decir que ésa ha sido la etapa de mayor aprendizaje aunque, también, de mayor tensión nerviosa. Sí, y tampoco me molesta eso, porque el soldado logra serlo después de soportar la rigidez  de los primeros años.

En fin, esto no es la historia de mi vida sino una confesión-declaración porque casi no suelo referirme a él en mi trabajo cotidiano y en varias ocasiones lo he hecho para criticarlo, pero creo que en alguna medida lo realizo sintiendo en lo lejano del subconsciente la presencia su exigencia de dar lo más.

Hoy, sí, Muñoz Ledo es el actor central de esta entrega por la posición que ha tomado desde una posición de, llamémosle, oposición constructiva…

Nadie puede acusar a Muñoz Ledo de ser un opositor del gobierno de Andrés Manuel López Obrador; pero nadie, tampoco, puede negar y demostrar que no se equivoca si censura al diputado Muñoz Ledo por apartarse de la manada que aplaude como parte de su trabajo para demostrar su lealtad…

Me refiero, canciller Ebrard, a las declaraciones que el diputado Muñoz Ledo hizo ayer sobre la política que ha aplicado usted ante el conflicto migratorio de las últimas semanas, el peor que ha enfrentado México, y las líneas de acción que, sin duda, usted está aplicando por instrucciones superiores, no por su cuenta y riesgo. Si no está actuando como tercer país seguro, lo cierto es que está pisando la línea divisoria. ¿Por culpa de México? No, por culpa de los países centroamericanos que no resuelven sus problemas internos y los echan fuera de sus fronteras para que México cargue con ellos…

En este aspecto, no sé cuánta razón pudiera asistirle a Muñoz Ledo, precisamente por las características específicas de lo ocurrido. El gobierno de López Obrador ha aplicado la ley como está escrita y no puede hacer nada diferente sin caer en falta legal. Muñoz Ledo ha apodado a esta situación como política jaula. Recordemos que estamos en este brete a partir de que los millares de inmigrantes centroamericanos se metieron en México sin ningún permiso; que México aceptó esa situación de hecho en respeto a nuestros principios y que ha mantenido esa línea lidiando, del otro lado, con la exigencia de aplicar la barbarie trumpiana y el gobierno mexicano no puede aceptar, por ningún concepto, esa demanda  y que, esperemos, usted haya logrado bajar los humos no de quien vino (Trumpeo), sino de quien lo mandó…

Los hechos de las últimas semanas han cambiado profundamente la situación migratoria. Si antes, la legislación mexicana al respecto no era ni mejor ni suficiente, además cargaba con toda la corrupción que carga ese problema. Si la postura de Muñoz Ledo es considerada como un foco ámbar interno ante los amagos del foco rojo que pretende tronar cohetes ya, sería el momento de tomar muy en serio la urgencia de arrancar con el estudio de los cambios que urge hacer para amainar el peso de la losa que México carga por la posición geopolítica que nos tiene en medio de la bronca sin haberlo ni siquiera avizorado…

 

Internet: Lmendivil2010@gmail.com
Facebook: Leopoldo Mendivil
Twitter: @Lmendivil2015
Blog: @leopoldomendivil.com

Comentarios:

Destacado:

LO MÁS LEÍDO

+ -