Mundo


Piden 20 años para Humala y 26 para su esposa por Odebrecht

El expresidente de Perú y la ex primera dama son acusados de recibir dinero para la campaña electoral y compra de inmuebles. La petición de la Fiscalía llega tres semanas después de suicidarse Alan García por el mismo escándalo

Piden 20 años para Humala y 26 para su esposa por Odebrecht | La Crónica de Hoy

El agujero negro de la corrupción Odebrecht sigue arrastrando hacia el abismo a dirigentes latinoamericanos.

Tres semanas después de suicidarse el expresidente Alan García, cuando iba a ser arrestado por su implicación en el escándalo Odebrecht, su sucesor, el expresidente Ollanta Humala, afronta un pedido de 20 años de cárcel por lavado de activos, por los aportes de la constructora brasileña y otras fuentes para financiar sus campañas electorales en 2006 y 2011. Su esposa y ex primera dama, Nadine Heredia, afronta una pena aún mayor, de 26 años y seis meses, por los mismos cargos.

Humala (2011-2016) se convierte en el primer exdignatario de Perú en recibir una acusación formal, al cabo de cuatro años de investigación fiscal, raíz del escándalo de sobornos de Odebrecht que ha salpicado igualmente a los exmandatarios Alejandro Toledo (2001-2006), Pedro Pablo Kuczynski (2016-2018) y el mencionado Alan García (1985-1990 y 2006 y 2011), que se suicidó el mes pasado al recibir una orden de detención por este caso.

Crimen agravado. En el caso de Humala y su esposa, el fiscal Germán Juárez explicó este martes a la prensa que “para Ollanta Humala se está pidiendo 20 años de pena privativa de la libertad por lavado de activos agravado” por hechos que están referidos a las campañas electorales de 2006 (que perdió contra Alan García) y 2011 (que ganó contra Keiko Fujimori).

En el requerimiento acusatorio contra la ex primera dama se está pidiendo 26 años y seis meses de cárcel, “toda vez que existe un concurso de delitos” por “haber percibido dinero maculado (sucio) en la campaña de 2006, por actos de ocultamiento, compra de inmuebles, y por la campaña de 2011”, precisó Juárez.

Además, la acusación fiscal incluyó al partido Nacionalista, fundado por Humala y Heredia, como imputado para que sea disuelto, en el caso de lograr una sentencia condenatoria, por haber sido “instrumentalizado para efectos de lavar dinero”.

En la campaña electoral del 2011, que Humala ganó a Keiko Fujimori, ­Odebrecht entregó tres millones de dólares para la campaña del partido Nacionalista, de los cuales un millón fue recibido personalmente por Nadine Heredia, según confesó el exsuperintendente de la constructora Odebrecht en Perú, Jorge Barata, a la Fiscalía peruana.

Dinero de Lula. Tras la victoria electoral de Humala, Odebrecht ganó la concesión, junto a la española Enagas y la peruana Graña y Montero, del Gasoducto Sur Peruano, una obra de 7 mil millones de dólares, que tras el escándalo fue anulada por el Estado peruano.

Sin embargo, según la Fiscalía peruana los aportes irregulares se remontan a la campaña de 2006 y el dinero procedía presuntamente del Partido de los Trabajadores del expresidente Luiz Inácio Lula da Silva, encarcelado precisamente por el escándalo Odebrecht.

 

Comentarios:

Destacado:

LO MÁS LEÍDO

+ -