Opinión


¿Por qué un matemático dice que la dona y la taza son una misma cosa?

¿Por qué un matemático dice que la dona y la taza son una misma cosa? | La Crónica de Hoy

Nosotros hemos visto estas dos cosas juntas, hacen una buena relación. Porque no nos es desconocido el saborear una deliciosa dona con su buena taza de café. Pero a los matemáticos, y en específico a esa clase de matemáticos que están metidos en la forma de las cosas, saben que una dona y una taza son lo mismo. ¿Cómo puede ser eso cierto? En primer lugar, nos referimos únicamente a la forma de la dona, que en lenguaje así muy matemático le llamamos “toro” y no, no sirve para montar.

Este “toro” tiene la particularidad de tener un hoyo en medio, el cual es topológicamente equivalente a la taza, que también tiene un solo hoyo en el asa con la que la agarramos. Aquí notamos que no consideramos el lugar donde depositamos el café puesto que es un pozo, pero no atraviesa a la taza de manera total, como sí lo hace en el asa.

Por ello, topológicamente equivalente significa que si hiciéramos una dona o “toro” con plastilina, podemos llegar a moldear con los pasos correctos y adecuados (obviamente) una bonita taza de té.

El método no es tan difícil si lo consideramos de esta forma: tenemos una dona de plastilina, a ésta en algún punto de ese anillo que forma la aplastamos con las yemas de los dedos y por lo tanto tendrá forma achatada en esa parte. Ahora bien, recorremos parte de la plastilina del otro extremo para que en la región achatada tengamos mucho material como para formar el espacio donde va el café y listo, tendremos toda una tacita bonita con un hoyo como asa, que originalmente fue una dona.

Y así es mis amigos como podemos construir figuras geométricas a pesar de que no se parezcan en nada, sólo considerando los hoyos que tengan. Hasta podríamos formar dos tazas con una dona parecida al 8. ¿No lo creen así?

¡Saludos y hasta la próxima!

 

@chicoparticulas

 

Comentarios:

Destacado:

LO MÁS LEÍDO

+ -