Cultura

La pasión por la fotografía de Francisco Toledo anida en San Ildefonso

La muestra Lu’Biaani:… reúne más de 400 imágenes, entre éstas retratos del artista hechos por su hija

La exposición hay una sección con piezas inéditas que mandaba a hacer, dice 
el curador Alejandro Castellanos.

La exposición hay una sección con piezas inéditas que mandaba a hacer, dice el curador Alejandro Castellanos.

La relación de Francisco Toledo (1940-2019) con la fotografía fue inmensa ya que el oaxaqueño se aficionó a este arte, pero también impulsó a fotógrafos nacionales y extranjeros con la creación del Centro Fotográfico Manuel Álvarez Bravo (CFMAB), además fue un gran coleccionista de imágenes que están en proceso de exploración.

Ese amor por la fotografía se muestra en la exposición Lu’Biaani: Toledo y la fotografía, en el Antiguo Colegio de San Ildefonso, donde se reúnen más de 400 imágenes, entre éstas, retratos de Toledo hechos por su hija Laurena, intervenciones de Rafael Doniz y algunas fotos que le dedicaron Graciela Iturbide y Josef Koudelka.

“Iniciamos el proyecto hace varios años en el Centro Fotográfico Manuel Álvarez Bravo como parte de un programa de investigación que en su momento se llamó Colección en vivo y durante seis años hemos estado desarrollándolo y no es para menos porque la colección de Toledo es muy valiosa, es una de las más importantes en México y América Latina”, dijo el curador Alejandro Castellanos.

Especial

Especial

La Colección de Toledo en fotografía suma más de 100 mil piezas que actualmente investigadores y la familia analizan, ejemplo de ello, es una serie de revistas que intervino.

“En la exposición hay una sección con piezas inéditas que mandaba a hacer, provienen de revistas que él recibía para seleccionar los libros para sus bibliotecas y se ponía a jugar con ellas”, destacó Castellanos.

Francisco Toledo se interesó de manera personal en la fotografía cuando regresó a Juchitán, Oaxaca, en los años 70 del siglo pasado, tiempo en que inició su colección y fue en los años 90 y principios de los 2000 cuando realizó se dedicó a la fotografía.

“La muestra se divide en ocho secciones y la intención general es hacer énfasis en la relación de Toledo con la fotografía, por eso la primera sala refleja los cinco libros que editó y el primer libro que lo acercó a la fotografía que es un catálogo de Manuel Álvarez Bravo que vio en Oaxaca cuando era adolescente”, indicó el curador.

Especial

Especial

Otra sección muestra el vínculo que el artista oaxaqueño hizo con su imagen, es decir, se aprecian retratos hechos por Graciela Iturbide, Rogelio Cuéllar, Trine Ellitsgaard y Laureana Toledo.

La defensa de Oaxaca que caracterizó a Toledo también se expone en San Ildefonso con las imágenes de los movimientos sociales de la Coalición Obrera Campesina Estudiantil del Istmo y de la Asamblea Popular de los Pueblos de Oaxaca (APPO).

“Germinal fue una exposición muy importante que se hizo en 2007 en el Centro Álvarez Bravo, esta exposición la promovió el maestro con la idea de recuperar la memoria de lo que fue el movimiento social de la Coalición, un momento muy importante no sólo para la fotografía y para Juchitán, fue importante para el país ya que ganó la izquierda por primera vez en un ayuntamiento”, explicó el curador.

Esta Coalición Obrera surgió a principios de los años 70 cuando Francisco Toledo, acompañado por artistas e intelectuales como Víctor de la Cruz, Macario Matus y Elisa Ramírez promovieron la defensa de la cultura zapoteca del Istmo.

En la exposición también se muestran las imágenes de artistas como Antonio Turok y Jorge Luis Plata quienes documentaron, en 2006, la organización de la APPO en contra de las arbitrariedades del gobierno estatal y federal.

Especial

Especial

Castellanos destacó que Toledo también fue un gran coleccionista, por ello, una sala del museo está dedicada a esa pasión del artista.

“Están piezas representativas de la fotografía internacional: Sebastiao Salgado, Josef Koudelka, Edward Weston y Henri Cartier-Bresson, todos ellos de alguna u otra forma tuvieron contacto con el maestro, directa e indirectamente. Por ejemplo, Bresson recuerda sus años en Juchitán y Koudelka le dedicó algunas fotografías”, detalló.

Especial

Descripción de la imagen

MIRADA DE TOLEDO

Visión

El “ojo de luz” de Toledo

en las fotografías

Lu’Biaani es una combinación de palabras zapotecas que significan “ojo de luz” y que en palabras del curador Castellanos representa la labor de Toledo en la fotografía.

“Fue el artista que más influyó en la transformación de la fotografía en México en el último cuarto de siglo, a través de la promoción de otros artistas, de la creación de una colección y de la fundación del Centro Fotográfico Manuel Álvarez Bravo que hoy cumple 25 años”, dijo.

La exposición Lu’Biaani: Toledo y la fotografía se puede visitar los viernes, sábados y domingos de 11:30 a 17:00 horas en San Ildefonso 33, Centro Histórico de la Ciudad de México.

Especial

Especial

FRASES

“Toledo fue un hombre consciente de los poderes de su imaginación, pero también un observador atento a las fantasías de otros artistas”

“La fotografía fue, para Francisco Toledo, medio y fin”

Toledo4

Toledo4